Redes de apoyo de mujeres indígenas cumplen una labor olvidada por el Estado
Las mujeres indígenas se encargan de tejer redes de apoyo y sororidad para con las comunidades en México
Por Lado B @ladobemx
15 de octubre, 2020
Comparte
Pamela Tamayo Patiño | @ela_TamayoP

El Estado mexicano tiene una deuda pendiente con todas, pero principalmente con las mujeres indígenas, quienes se enfrentan a roles de género estrictos, narrativas negativas hacia la menstruación y al hecho de que su salud sexual se relega a un segundo plano o incluso es inexistente.

“[Son] circunstancias en donde la mujer está en desigualdad respecto al varón… orgasmos, métodos anticonceptivos, siguen siendo pláticas restringidas para las mujeres indígenas”, menciona Diana del Rosio Rodríguez Jiménez, de la Red de Mujeres de los pueblos Indígenas y Afrodescendientes de Chiapas (Remiac).

El problema de embarazos precoces va en aumento, además, pese a la existencia de la norma 046, que estipula que los casos de violación sexual son urgencias médicas y requieren atención inmediata, en los centros médicos cercanos a comunidades indígenas el personal no respeta el protocolo marcado por esta norma, lo cual resulta en graves violaciones a los derechos sexuales y reproductivos. 

Ante la lucha constante de las mujeres indígenas por ser escuchadas y visibilizadas, el acceso inmediato y libre de prejuicios a la salud ha quedado en manos de la misma comunidad, mediante redes de apoyo que dan acompañamiento en las medidas de sus posibilidades. 

También puedes leer: Niñas y adolescentes, un sector vulnerable e invisible de la violencia digital 

Mujeres uniendo fuerzas

mujeres indígenas de las Cami

Foto: César Martínez López | CIMAC Noticias

Las redes de apoyo de mujeres indígenas han logrado grandes avances para sus comunidades, como es el caso de la Red Ko’olel “Mujeres unificando fuerzas”, un grupo originario del estado de Campeche. María Adriana Cauich Puc, quien forma parte de la red, menciona que han desarrollado un proyecto para  facilitar el acceso a la salud sexual y reproductiva en su comunidad, el cual consta de cuatro ejes: abastecimiento de métodos anticonceptivos, acceso a la norma 046, corresponsabilidad masculina e interculturalidad. 

Por su parte, Ivone García, de la Red Oaxaqueña de Mujeres Indígenas Trenzando Saberes, menciona que en la red han trabajado en dar talleres y pláticas sobre derechos sexuales y reproductivos, han dado asistencia y acompañamiento en estos temas a personal médico y administrativo y se han realizado cápsulas radiofónicas en lenguas maternas.

Otro tema importante es el acceso a información en lenguas originarias, al respecto, en REDefine Guerrero han trabajado en la difusión de los derechos sexuales y reproductivos en dichos idiomas, en colaboración con la radio regional de XEZV La Voz de la Montaña.  

Red Péepeno’ob participó en la campaña Nuestras Voces, Nuestros Derechos donde se presentaron temas diversos como el matrimonio, vivir en unión libre, cómo pedir métodos anticonceptivos en las clínicas y el derecho de las mujeres a decidir sobre su cuerpa. 

En el 2015 la red participó en una campaña radiofónica en donde se elaboraron cápsulas tanto en español como en maya yucateco, con el trabajo de mujeres como María del Rosario Nieto Pérez [quien expuso en la conferencia y es parte de la red] han logrado que las capsulas sean transmitidas en las radios indígenas de la Península de Yucatán. 

En el 2020 estuvieron en la campaña radiofónica Viviendo Nuestros Derechos en Comunidad con dos cápsulas en maya yucateco, una de ellas fue sobre la confidencialidad que deben exigir al pedir información sobre sexualidad al personal de salud, ya que es sabido que la privacidad es violada por el personal en las clínicas y centros comunitarios.

También puedes leer: 8 años de lucha para visibilizar la bisexualidad en Puebla

La deuda pendiente del Estado

Al final del evento se profundizó en las recomendaciones que se le darían al Estado mexicano para garantizar los derechos sexuales y derechos reproductivos de las mujeres indígenas, a lo cual las participantes respondieron las necesidades primordiales actuales, como lo son Garantizar que haya personal intérprete certificado y capacitado en  instituciones de salud, espacios educativos y centros de impartición de justicia, aseguró Soledad Ureiro Bruno parte de REDefine Guerrero. 

Ivone García activista en Red Oaxaqueña de Mujeres Indígenas Trenzando Saberes mencionó que se requiere “impedir la discriminación a nuestras poblaciones, a nuestras comunidades, porque el trato muchas veces es inhumano”, Cristina Solano Díaz perteneciente a la Red Nacional de Intérpretes y Traductores de Lenguas Indígenas agregó que hace falta un dote de presupuesto destinado específicamente a la salud sexual y reproductiva para las mujeres en los pueblos y comunidades indígenas.

También puedes leer: Mujeres de San Martín Texmelucan piden justicia por feminicidios y desapariciones

Las mujeres del panel hacen hincapié a la  capacitación del personal de salud en el conocimiento y sensibilización respecto a la norma 046, para garantizar atención médica adecuada y de calidad a las víctimas de violencia sexual. Además de, diseño de información sobre salud sexual no exclusiva para las personas heterosexuales, monógamas o casadas, mencionó Diana del Rosio Rodríguez Jiménez.

En redes ha resonado la palabra sororidad, ahora es momento de aplicarla apoyando a nuestras hermanas que se enfrentan ante una invisibilización por parte del Estado, sus derechos sexuales no están siendo atendidos debidamente, y es trabajo de todes hacer escuchar las necesidades de las mujeres indígenas mexicanas. 

***

Esta información fue parte de un live transmitido por el Instituto De Liderazgo Simone de Beauvoir

*Foto de portada: CAMI Cuetzalan

Comparte
Lado B
Información, noticias, investigación y profundidad, acá no somos columnistas, somos periodistas. Contamos la otra parte de la historia. Contáctanos : info@ladobe.com.mx