Productores de Oreo y KitKat relacionados con incendios forestales en Indonesia
Los descubrimientos, publicados en un informe de Greenpeace, identifican a Mondelēz, Nestlé, Unilever y Procter & Gamble entre las empresas expuestas a esos productores, junto con los grandes comerciantes de aceite de palma Wilmar y Cargill.
Por Mongabay Latam @
04 de junio, 2020
Comparte
 Hans Nicholas Jong

Los productores de las galletas Oreo y las barras de chocolate KitKat están entre las empresas que obtienen parte de su aceite de palma de productores relacionados con los incendios que arrasaron grandes franjas de territorio en Indonesia, según indica un informe.

Los incendios, que se iniciaron principalmente para despejar territorios para plantaciones, quemaron 8578 kilómetros cuadrados hasta finales de septiembre de 2019, un área del tamaño de Puerto Rico. Muchas de las empresas en cuyas concesiones han tenido lugar los fuegos están vinculadas con grupos que proveen aceite de palma a empresas como Mondelēz, Nestlé, Unilever y Procter & Gamble (P&G), según el informe publicado el 4 de noviembre de 2019 por Greenpeace.

Las empresas que participan en la cadena de suministro han declarado en sus objetivos de sostenibilidad que se comprometen a no obtener aceite de palma de agricultores relacionados con la deforestación o los incendios. Los nuevos descubrimientos muestran que no lo han conseguido, según dijo Annisa Rhamawati, activista forestal de Greenpeace Indonesia.

También puedes leer: Garantizar la biodiversidad ahora evitará pandemias más adelante

“Las empresas han creado una fachada de sostenibilidad”, dijo. “Pero la realidad es que se abastecen de los peores infractores. Las empresas responsables de los incendios y las que se benefician económicamente de estos deberían rendir cuentas por estas atrocidades ambientales y los efectos devastadores de los incendios para la salud”.

Marcas populares

Una patrulla contratada por la empresa de palma aceitera PT ATGA para detener los incendios en la concesión. / Foto: Elviza Diana / Mongabay Indonesia

En primer lugar, el informe analiza las empresas de plantación con el mayor número de incendios en sus concesiones entre enero y septiembre de 2019, las áreas más grandes de territorio quemado en sus concesiones entre 2015 y 2018, y las que han sido sancionadas por los incendios.

Greenpeace identificó 30 grupos, de los cuales 21 son miembros del órgano principal de certificación para el suministro sostenible del cultivo, la Mesa Redonda del Aceite de Palma Sostenible (RSPO por sus siglas en inglés). La RSPO cuenta con una estricta política de “no quema” y “no deforestación” para sus miembros.

Después, Greenpeace estudió si el aceite de palma producido por estos grupos estaba presente en las cadenas de suministro de las principales marcas y comerciantes. Descubrió que los 30 grupos productores de aceite de palma más relacionados con los incendios en Indonesia comercian en el mercado global y abastecen a las principales empresas de bienes de consumo.

Cuatro marcas populares (Mondelēz, Nestlé, Unilever y P&G) están relacionadas con hasta 10 000 focos de incendio cada una, ya que compran aceite de palma a los grupos productores con las mayores cifras de focos de incendio en 2019. Mondelēz y Nestlé, los productores de Oreo y KitKat respectivamente, entre otras marcas, compran de 28 de esos grupos. Unilever compra de al menos 27 y P&G de al menos 22, según Greenpeace.

Estas grandes marcas también se abastecen a través de empresas con problemas legales o que están en investigación por los incendios. Unilever, por ejemplo, recibe su suministro de ocho empresas de plantación que tienen procesos judiciales o sanciones en contra, y de 20 empresas cuyas operaciones se han cancelado para ser investigadas como consecuencia de los incendios de 2019, según el informe.

Los principales comerciantes de aceite de palma también consiguen su suministro de productores relacionados con los incendios.

Wilmar, el comerciante de aceite de palma más grande del mundo, por ejemplo, obtiene aceite de palma de grupos que son responsables de más de 1400 kilómetros cuadrados de territorio quemado entre 2015 y 2018 y casi 8000 focos de incendio desde inicios de 2019 hasta el pasado otoño.

Monitoreo deficiente

Annisa, de Greenpeace, dijo que el aceite de palma relacionado con los incendios circula en la red de suministro global a causa de las deficiencias en el monitoreo de las empresas de la procedencia de sus suministros.

Algunas de las empresas de bienes de consumo no fueron capaces de identificar plantas procesadoras del fruto de la palma que estaban en su lista de proveedores como grupos que ya habían prohibido anteriormente. Por ejemplo, tanto la información de la cadena de suministro de Nestlé como la de Unilever siguen mostrando conexiones con plantas que son propiedad de Salim Ivomas Pratama, miembro del Grupo Salim de Indonesia.

Nestlé y Unilever habían eliminado al Grupo Salim de sus respectivas listas de proveedores por las acusaciones prolongadas de violaciones ambientales y laborales.

Continuar leyendo en Mongabay Latam

*Foto de portada: Territorio ardiendo en la concesión de aceite de palma propiedad de PT Agro Tumbu Gemilang Abadi (ATGA). / Foto: Elviza Diana / Mongabay-Indonesia

Comparte
Mongabay Latam