Critters Attack!, el retorno de las criaturitas espaciales
El cinemaniaco reseña Critters Attack!, producida por el canal Syfy, y que una una secuela oficial de la saga original de pelícuas de serie B
Por Héctor Jesús Cristino Lucas @
07 de mayo, 2020
Comparte

Luego del tremendo exitazo que significó Gremlins de Joe Dante -así es, Joe Dante; no Stephen Spielberg- en 1984, marcando quizás no solo una época, también nuestro imaginario colectivo… otros cineastas, inspirados en ella, crearon sus propias criaturillas a base de marionetas y botargas con el fin de replicar este peculiar éxito de la Warner Bros en películas bastante divertidas tanto para el género de horror, como para el de la ciencia ficción. 

Por un lado, la peculiar cinta de Ghoulies (1985) del director Luca Bercovici se estrenaba tan solo un año después del enorme boom taquillero que trajo la tan amada y nostálgica película de Dante. Una historia de horror y serie B sobre un satanista que invoca a una legión de duendecillos malvados para hacerles la vida imposible a un grupo de adolescentes promiscuos.

Y por el otro, la fantástica saga de Critters nacida en 1986 por la mano de Stephen Herek y la productora New Line Cinema, que sería, de hecho, la serie de películas más notoriamente inspiradas en el legado de Gremlins (1984) que ningún otra. Tanto que para aquel entonces se hablaba ya de ser una copia descarada de bajo presupuesto. Pero nada que ver. 

También puedes leer: Crawl: sobre cómo hacer una divertida Serie B

La película de Herek nació declarada como un “film tributo”. Eso es obvio. No un plagio, como muchos dicen, sino una alocada cinta que optó por crearse a sus propios seres diminutos para contarte otra historia completamente distinta, pero enfocada esta vez a la ciencia ficción y a la serie B de la década. Sobre un montón de criaturillas espaciales que escapan de una extraña prisión intergaláctica y van a dar a una pequeña granja perdida en un pueblo de Kansas mientras un par de cazarrecompensas se mezclan entre nosotros para darles caza. 

Un argumento que, si bien no fue tan complejo ni mucho menos tan elaborado, no necesitó más que eso para hacer de Critters, una película reconocida casi al mismo nivel que la propia Gremlins. Y es que después del tremendo éxito de la primera entrega, vinieron tres grandes secuelas que en lugar de desgastar la fórmula, solo agrandaron más el legado de esta saga.

Ya no era solamente Critters (1986), “la copia descarada de Stephen Herek”.  Ahora también era Critters 2: The Main Course (1988) de Mick Garris que expandió aún más este universo dotándole de personalidad y estilo propio; Critters 3: You are what they eat (1991) de Kristine Peterson que además de cambiar la granja por la gran urbe, tenía la primer gran aparición de Leonardo DiCaprio siendo apenas un niño; y Critters 4 (1992) de Rupert Harvey que además de poner punto final a la saga, emuló la gran fórmula de Alien (1979) para llevarnos esta vez a una aventura en el espacio. 

Todas y cada una de ellas, tan recordadas y amadas por los fanáticos, que por mucho tiempo se pidió un regreso alucinante de estas criaturas al cine, pero sin concretar nada en absoluto. No al menos hasta hace poco. 

La New Line Cinema quería traer de vuelta a estas famosas criaturas, y aunque muchas eran las manos que ansiaban apoderarse de la saga -unas mejores que otras, francamente- el proyecto terminó siendo parcialmente para el canal de televisión Syfy. Lo que provocó, digámoslo así, “cierta disputa entre los adeptos”.

Critters Attack!
Critters Attack! (2019) / Foto: YouTube

Quizás porque siempre ha sido estigmatizada como un canal de películas bastante mediocres o porque en los últimos años se han hecho de los derechos de ciertas franquicias para hacer secuelas oficiales de bajo presupuesto que no siempre son tan buenas.  

Y esto es algo que ya hemos mencionado en críticas anteriores. Desde la nada interesante Deep Blue Sea 2 (2018) de Darin Scott que pretendía continuar con aquel clásico noventero interpretado por Thomas Jane o Samuel L. Jackson; hasta la espantosa e innecesaria Jeepers Creepers 3 (2017) de Víctor Salva como un intento de cierre de trilogía que no terminó de cuajar del todo. 

No obstante, Syfy, con todas las limitaciones que pueda tener; con todas las cagadas y aberraciones que pueda entregar; en ocasiones; muy en ocasiones, ha sabido regalarnos también películas bastante bien hechecitas. En materia de Serie B, quiero decir. Como la franquicia de Sharknado cuyas cintas pasaron a convertirse ya en filmes de culto o hasta la increíble Leprechaun del 2018 que sorprendió a más de uno. Ya sea por la gracia hilarante de su argumento, o por lo desinhibidas o hasta violentas que terminan siendo. Juzga tú.

También puedes leer: ¡Leprechaun vuelve! “Syfy en la cúspide del horror” 

Y para que la tradición continúe, Syfy decidió poner manos a la obra con nada menos que Critters Attack!. No una precuela. No un remake. ¡Una secuela oficial de la saga original! La quinta parte de esta franquicia iniciada por Stephen Herek en los años 80s pero con nuevos personajes y una aventura que al menos intentaría respetar las versiones anteriores. 

Esta vez la invasión ya no sería en una granja, pero sí en un pequeño pueblo perdido en Estados Unidos en pleno siglo XXI. Y aunque las pequeñas criaturitas serían recreadas esta vez por una canal de televisión de bajo presupuesto, me ha parecido un acierto formidable que no se dejaran llevar por sus terribles efectos CGI, sino por marionetas, como dictan sus orígenes. 

¡Y sí! Yo sé que no fue muy bien recibida desde su estreno el año pasado, siendo catalogada como una “nada satisfactoria película de serie B”, pero oigan, ¿qué maldita película hecha o transmitida por Syfy no es ninguneada hoy en día de la misma manera? ¡Este es un trabajo para El cinemaniaco! Así que dejémonos de tonterías: yo pondría a Critters Attack! al mismo nivel que una Leprechaun del 2018. No una genialidad como película, pero sí una gamberrada digna para cualquier fanático acérrimo de la saga.

Tanto el trabajo de marionetismo detrás de quien mueve a los critters, como por supuesto el humor negro que maneja se acerca poderosamente a las versiones ochenteras de la franquicia. Tanto el dinamismo de la trama como por supuesto la naturaleza de estos curiosos personajes está perfectamente bien recreada. Esto cualquier seguidor de la cinta de Herek lo vería.

Aunque hay otros cambios que obedecen más a los principios de la propia Syfy que a la nostalgia misma. Como por ejemplo al nivel de sangre y vísceras que se aleja bastante de los estándares violentos de sus antecesoras. Pero sin terminar siendo un punto negativo, porque me atrevería a decir incluso que es un gran acierto a su favor. 

Critters Attack! (2019) / Foto: YouTube

La primer Leprechaun (1993) aunque se rendía a la fantasía terrorífica y al slasher de décadas anteriores, tampoco era una cinta gore ni mucho menos, pero este canal la volvió una con su secuela. Haciéndola muchísimo más divertida.

 Lo mismo con Critters Attack! Mientras la versión de 1986 era más una cinta de comedia familiar y aventuras espaciales, Syfy añadió su propio estilo en esta quinta entrega para entregarnos una comedy/horror bastante sanguinolenta. Que no está nada mal, se los juro. 

Aunque por supuesto esto no quiere decir que todo en ella sea perfecta. Para empezar, tenemos una serie de subtramas bastante mediocres que incitan a la cursilada inmediata como los pasados turbios de nuestra protagonista Drea -interpretada por nada menos que la cantante estadounidense Tashiana Washington- que irá superando mientras los conflictos de la película avanzan. Un poco de drama teen por acá, otro poco de romance por allá… ¡meh!

Y añadamos que a esta nueva película se nos une una nueva versión de Critter femenino que no habíamos visto en las películas anteriores, pero que en lugar de intentar hacerse de una personalidad propia o de aumentar un poco más su extravagante universo, termina robándole muchísimo más a la fórmula de Gremlins (1984) que ningún otra. Porque efectivamente, este nuevo personaje intenta parecerse lo más posible a Gizmo en cuanto a “ternura y bondad”. 

Algo que, si bien resulta bastante tramposo, tampoco se lo podemos echar en cara a Syfy. Hasta la propia Disney ha lucrado con esta mítica técnica de hacer “criaturitas tiernas” al presentarnos al pachoncito Baby Yoda de la serie de The Mandalorian (2019) como una suerte de Gizmo de la nueva generación. Pero qué decir, la nostalgia manda. Yo también quiero a mi propio Baby Yoda y ahora exijo también a mi propio Critter femenino.

Critters Attack! (2019) / Foto: YouTube

Aunque el acierto predilecto de esta película no es otro más que el habernos regresado a una de las actrices principales de la saga original. Al igual que Leprechaun (2018) volvió a recuperar al personaje de Ozzie interpretado por Mark Holton; en Critters Attack! se volvió a fichar de nueva cuenta a la actriz Dee Wallace-Stone -quien fue la madre de familia en la película de 1986- aunque con otro papel diferente por cuestiones de licencia. Esta vez interpretando a “La tía Dee” como una suerte de cazarrecompensas espacial.

No sé ustedes, queridos padawans, pero no me ha parecido una mala película después de todo. O no a un nivel garrafal como muchos la han calificado al menos. Es decir, ¿quién en su sano juicio esperaría una joya tan digna del Oscar que te cambie la vida si se transmite Syfy? Tampoco le pidan peras al olmo. 

Critters Attack! con todo lo negativo que pueda parecer, es una digna secuela de la saga original dirigida explícitamente para los fanáticos. Clara, concisa y consciente. ¡Qué mejor que eso!

Así que, si eres un experto declarado en el séptimo arte que ama las películas de Stanley Kubrick y Andréi Tarkovski, y se la pasa analizando metáforas mega profundas esperando la aprobación de los eruditos o profesores de cine, tampoco me vengas a joder mucho, que aquí no estamos para llenar tus estúpidos vacíos existenciales. Aquí estamos hablando de cinemaniacos a cinemaniacos. No de bobos intelectuales a millennials predecibles cuyas películas favoritas siempre suelen ser Inception, Fight Club o Taxi Driver

¡Ay, cómo me encanta ser mega satírico! Queridos padawans, Critters Attack! podrá ser una secuela innecesaria producida por un canal de televisión poco agraciado como Syfy, pero también es algo que tenemos que ver QUIERAS O NO. Así que la tarea está servida. He aquí: ¡El retorno de las criaturitas espaciales!

Sinopsis:

“Drea (Tashiana Washington) es una joven de 20 años que acepta a regañadientes convertirse en la niñera de una de sus profesoras de Universidad. En su intento por entretener a Trissy (Ava Preston) y a Jake (Jack Fulton), además de a su hermano pequeño Phillip (Jaeden Noel), Drea decide sacarlos de paseo por un sendero rural, sin saber que por él pulula una misteriosa raza alienígena que devora todo lo que encuentra a su paso.”

*Foto de portada: YouTube

Comparte
Héctor Jesús Cristino Lucas
Héctor Jesús Cristino Lucas resulta un individuo poco sofisticado que atreve a llamarse “escritor” de cuentos torcidos y poemas absurdos. Amante de la literatura fantástica y de horror, cuyos maestros imprescindibles siempre han sido para él: Stephen King, Allan Poe, Clive Barker y Lovecraft. Desequilibrado en sus haberes existenciales quien no puede dejar (tras constantes rehabilitaciones) el amor casi parafílico que le tiene al séptimo arte. Alabando principalmente el rocambolesco género del terror en toda su enferma diversidad: gore, zombies, caníbales, vampiros, snuff, slashers y todo lo que falte. A su corta edad ha ido acumulando logros insignificantes como: Primer lugar en el noveno concurso de expresión literaria El joven y la mar, auspiciado por la Secretaría De Marina en el 2009, con su cuento: “Ojos ahogados, las estrellas brillan sobre el mar”. Y autor de los libros: Antología de un loco, tomo I y II publicados el 1° de Julio del 2011 en Acapulco Guerrero. Aún en venta en dicho Estado. Todas sus insanias pueden ser vistas en su sitio web oficial. http://www.lecturaoscura.jimdo.com