Así esconden los políticos poblanos sus propiedades en Miami

Así esconden los políticos poblanos sus propiedades en Miami

Ernesto Aroche Aguilar

@earoche

Jorge Estefan Chidiac, ex secretario de Finanzas del estado, y Enrique Agüera Ibañez, ex rector de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), comparten algo más que su militancia en el Partido Revolucionario Institucional (PRI) o haber formado parte de la élite política poblana en las últimas dos décadas.

Los une también su relación con el despacho de un corredor de bienes raíces afincado en la ciudad de Miami, quien les gestionó la compra de condominios de lujo en aquella soleada ciudad norteamericana, el abogado de origen cubano Marcelo M. Agudo, usando un esquema que les permite esconder sus nombres.

El esquema es el siguiente: a través del despacho ubicado en 133 de la Avenida Aragon de Coral Gables, municipio del condado de Miami, los dos políticos poblanos tramitaron la creación de empresas que solo existen en papel. 

Después a través de esas empresas compraron propiedades, así lo que aparece en el Registro Público de la Propiedad de Florido es el nombre de las compañías como dueñas de los condominios y los nombre de los políticos queda oculto. 

Así fue como Chidiac y los Agüera adquirieron propiedades en Miami.

Triunfo Real 5001

Si cualquier persona busca en el Registro Público de la Propiedad de Miami al dueño del condominio 5001 del edificio Trump Royale, ubicado en el número 18201 de la Avenida Collins, la vía principal de Sunny Island Beach, una de las zonas de playa que vivieron un boom inmobiliario a principios de siglo, encontrará que la propiedad está a nombre de la empresa Triunfo Real 5001, Inc.

En el circulo rojo el edificio de condominios Trump Royal en donde se ubica la propiedad de Jorge Estefan Chidiac

No es una propiedad cualquiera, el registro público valuó la propiedad este año en 1.6 millones de dólares.

De acuerdo con los documentos de constitución de la empresa, fue el 28 julio de 2010 cuando el abogado Marcelo M. Agudo registró la compañía con el nombre de Trump Royal 5001, Inc., teniendo como secretario a Charbel Jorge Estefan Chidiac y como presidente a Olga Astrid López Gargallo, esposa del priísta. 

En ese momento Estefan Chidac acababa de terminar su periodo como diputado federal en donde fue coordinador de la bancada poblana del PRI en la cámara, y presidente de la Comisión de Hacienda y Crédito Público.

El 24 de septiembre de 2010, Marcelo M. Agudo registró un cambio de nombre de la compañía, así pasaría a llamarse Triunfo Real 5001, Inc. Un mes después realizó la compra del inmueble.

Al año siguiente, en marzo de 2011, Estefan Chidiac fue nombrado secretario de Finanzas del Comité Ejecutivo Nacional del PRI; era parte del equipo encargado de llevar a Enrique Peña Nieto a Los Pinos. 

Mientra eso sucedía en México, en Miami se registró un nuevo movimiento en Triunfo Real: López Gargallo y Estefan Chidiac dejaron los cargos que tenían en la empresa y estos fueron asumidos por el propio Marcelo M. Agudo. 

Para 2012, y tras el triunfo de Peña Nieto, Estefan Chidiac fue nombrado director del Banco del Ahorro Nacional y Servicios Financieros (Bansefi). 

No ha sido posible confirmar si Chidiac registró en su declaración patrimonial el departamento de Sunny Island Beach, pues desde entonces se ha negado a hacer pública esa información.

También puedes leer: Sólo dos funcionarios del gobierno interino hacen pública su declaración patrimonial

Los documentos notariales muestran que fue hasta el 15 de noviembre de 2017 cuando se volvieron a registrar cambios en Triunfo Real 5001, Inc. En esa fecha

la empresa designó a los papás de Estefan Chidiac como directores de la empresa: José Estefan Acar y Michelle Chidiac.

Los Agüera: uno, dos, tres departamentos

En 2013, durante la campaña electoral en la que se enfrentaron Enrique Agüera y Antonio Gali Fayad en la búsqueda de la presidencia municipal de Puebla, el diario Reforma dio a conocer la existencia de varias propiedades en Miami a nombre de la hija del exrector de la BUAP, Andrea Agüera, y de los hermanos del ex funcionario universitario: Martha Patricia y Víctor Hugo Agüera Ibáñez.

También puedes leer: Andrea Agüera fue incluída por el SAT en la lista de empresas fantasmas con domicilio en Puebla

En la nota de Reforma se señala el uso de dos empresas de papel que fueron constituidas en el estado de Florida para comprar dos departamentos: Icon 3003, Inc., así como Icon 3005, Inc. 

Las dos empresas fueron registradas por el abogado Marcelo M. Agudo el mismo día: 10 de noviembre de 2010, y ambas cambiaron de presidencia en la misma fecha, 17 de diciembre de 2010: en Icon 3003 se nombró a Andrea Agüera y en Icon 3005 a Carlos Hugo Agüera. 

Días después, el 21 de diciembre, se concretó la compra de dos departamentos: el 3003 y el 3005 del edificio de 425 de la Avenida Brickell. Por el primero (folio 01-4138-150-1310) se pagaron 767 mil 200 dólares, por el segundo (folio 01-4138-150-2260) 709 mil 500 dólares.

El siguiente movimiento de las dos empresas también se registró el mismo día: 11 de enero de 2010. En esa fecha Andrea y Carlos Hugo Agüera dejaron las presidencias de Icon 3003 y Icon 3005, respectivamente, y se nombró a Víctor Hugo Agüera presidente de ambas y a su esposa Claudia Josefa Álvarez como secretaria.

Finalmente, en 2018, los departamentos de la Avenida Brickell se vendieron y las dos empresas compraron otros dos departamentos con los números 2008 y 2108 del lujoso edificio ubicado en 121 NE 34 ST, una zona comercial frente al mar. Por los dos departamentos se pagaron 1 millón 901 mil dólares, de acuerdo con datos del Registro Público de la Propiedad del condado de Miami.

Datos del registro señalan que la actual presidenta de la empresa es Claudia Josefa Álvarez, cuñada del ex rector Enrique Agüera Ibáñez; y reporta como dirección fiscal el número 3128 de la calle Coral, dirección en donde se ubica el despacho de sus nuevos abogados de apellido Baños, tras el fallecimiento en 2016 de Marcelo M. Agudo. 

2 COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.