Ámbar Barrera

@AstroBruja_

Pese a que por primera vez desde hace 18 años, la policía municipal trató de impedir que un contingente, autodenominado histórico, conformado tanto por jóvenes como por algunas de las personas con más años de trayectoria en la lucha por los derechos de la población LGBTTTI, se integrara al resto de la Marcha del Orgullo, so pretexto de que no había pedido permiso y el resto de la marcha sí, el evento siguió su curso hasta terminar en el zócalo con dos escenarios: uno con artistas de Televisa y otro con activistas reclamando su derecho a tomar las calles y no partidizar la marcha.

También puedes leer: El Orgullo en disputa: la lucha LGBTTTI se partidiza

NO COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.