La Puebla que se resiste a morir: Sombreros Casa Guerrero

La Puebla que se resiste a morir: Sombreros Casa Guerrero

Foto: Leo Herrera
Leonardo Herrera

@porqueleo

Marcelino Guerrero y su hermano Salvador están a cargo de “Casa Guerrero” tienda de sombreros o sombrerería que tiene más de 60 años de ofrecer sus productos al público. Su local es el negocio más antiguo de la cuadra, se encuentran ubicados en 10 Poniente número 112, en Puebla.

El negocio lo inició su bisabuelo Salvador Guerrero, quien se dedicaba a la fabricación de los sombreros desde varios años antes de iniciar en este local. Posteriormente, el abuelo, llamado Aurelio Guerrero abrió el local donde actualmente solo se dedican a la venta. Ahora es administrado Marcelino y Salvador, quienes son los portadores de un negocio familiar de cuatro generaciones.

Hace tiempo dejaron de fabricar sombreros y se dedican solamente a distribuirlos. Sus proveedores son de lugares como Tehuacán, Michoacán, Guanajuato, Guerrero o Jalisco, cada una de las regiones fabrica un tipo de sombrero diferente.

Salvador y Marcelino conocen bien el proceso de fabricación de los sombreros, relatan como la paja es recolectada, cortada y tejida artesanalmente, para después llevarse a algún lugar donde los cambian por alimentos y estos recolectores los venden sin acabar, por lo que es necesario cortar, emparejar, ahormar y hacer los acabados para el  sombrero de paja pueda ser vendido al público.

Este negocio que es el único que sobrevive de la época, los demás son nuevos o fueron traspasados a nuevos propietarios. Casa Guerrero pertenece a la misma familia desde que se fundó en 1964. Casa Guerrero ha pasado por los vaivenes de la modernidad, sus ventas se incrementaron como consecuencia de la necesidad de protegerse de los rayos UV.

En todo el mundo se utilizan diferentes tipos de sombrero ¿Cómo imaginar a Sherlock Holmes sin su típico sombrero de cazador? ¿O a Indiana Jones y su ya clásico sombrero? Los tradicionales sombreros de vaqueros en las películas de Clint Eastwood y ahora en Woody, el personaje de Toy Story. ¿Pudiéramos imaginar a Charles Chaplin sin su sombrero de bombín?

En la llamada tierra caliente que abarca Michoacán, Guerrero y Estado de México, es muy común el llamado Calentano, fabricado a base de palma. En Campeche se utiliza el llamado Jipi, también conocido como panameño, su origen fue en una localidad llamada Calkiní, su nombre lo recibe por el tipo de palma con el que es construido. En diversos estados del norte del país se utiliza el sombrero norteño o texana.

Sin duda el más conocido es el sombrero de charro, cuya principal producción se realiza en Tizayuca, Hidalgo. Su costo puede ser superior a los 150,000 pesos por la cantidad de herrajes e incrustaciones que les hacen con oro y plata.

En Casa Guerrero se pueden encontrar muchos tipos de sombreros y para todo tipo de ocasiones. Desde sombreros de charro, texanas, hípsters, norteños, de paja, cordobés, como el de Indiana Jones o el de Pancho Villa, hasta miniaturas para adornos o recuerdos.

LEE AQUÍ LAS OTRAS ENTREGAS DE LA SERIE

La Puebla que se resiste a morir se realiza con los recursos del Programa de Estímulo a la Creación y al Desarrollo Artístico de Puebla 2017-18.

Este programa es de carácter público, no es patrocinado ni promovido por partido político alguno y sus recursos provienen de los impuestos que pagan todos los contribuyentes. Está prohibido el uso de este programa con fines políticos, electorales, de lucro y otros distintos a los establecidos. Quien haga uso indebido de los recursos  de éste, deberá ser denunciado y sancionado de acuerdo con la ley aplicable y la autoridad competente.

NO COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.