Las mezclas de Virgin Birth, en el aniversario de Lobster Theremin

Las mezclas de Virgin Birth, en el aniversario de Lobster Theremin

Tomada de facebook.com/VIBIMX/
Aranzazú Ayala Martínez

@aranhera

Para Ross Aguiñaga, mejor conocida como Virgin Birth, la música es como una experiencia espiritual, hasta religiosa. Creció con la música, interesándose por las canciones que escuchaban los adultos que la rodeaban, desde Héctor Lavoe hasta David Bowie, pasando por Agustín Lara y Toña la Negra, Virgin Birth se hipnotizaba con los casettes y los vinilos, se emocionaba al ponerlos y también cuando tenía material nuevo en sus manos.

La artista mexicana contó a LADO B que cuando llegó el internet con las plataformas para descargar música fue cuando conoció un mundo de posibilidades para empezar, dice, a construir su propio gusto y estilo.

Aunque desde los 17 años inició en la industria musical, en el área de producción de shows y eventos, apenas hace dos años que empezó formalmente a mezclar. Al principio sólo ponía algunas canciones en fiestas de manera ocasional y después pensó que quería hacerlo más en forma. “Hasta pensaba qué rolas pondría una tras otra o me acercaba mucho al booth en la fiesta para poder ver cómo hacían las mezclas y transiciones los DJ’s que me latían mucho”.

Finalmente un día fue invitada por una amiga que tenía el equipo para mezclar, para aprender lo básico, y comenzó a experimentar. Y si bien no se dedica con frecuencia a producir música, Virgin Birth sí ha creado sus propios tracks.

Para ella la producción es todavía más personal, tiene que ver con un proceso de creatividad que varía dependiendo del momento en que esté componiendo el track. “Soy una persona total y completamente diferente tratando de intentar cosas distintas a las de la última vez. También soy muy tímida y poquito sensible, por eso me cuesta mucho trabajo sacar o enseñar la música que produzco.”

En apenas dos años ha hecho ya mezclas en estaciones tenor nacionales, como Ibero 90.9, e internacionales, como Intergalactic FM, además de abrir los shows a artistas como Objekt.

A Ross le gusta mezclar estilos diferentes, hasta extremos, combinando pistas energéticas con tracks más melancólicos y oscuros, así como diferentes géneros entre techno, industrial, jungle y electro. “Siempre tratando de acomodar los tracks de forma que los que me están escuchando puedan llegar a sentir algo similar a lo que me transmiten a mí los tracks que estoy seleccionando.”

Las mezclas de Ross no son algo que se escuche en cualquier lugar, y encontrar espacios para presentarse sigue siendo complicado. En su opinión, aunque en México hay cada vez más colectivos, foros y eventos, sigue siendo un tanto difícil. Y para abrirse camino, dice, se necesita disciplina y sobre todo ser constante para mejorar y así darse a conocer. “Definitivamente México no es un lugar en el que los shows te van a llegar de la nada. También en el interior de la República es un poco más difícil porque la escena electrónica está muy centralizada en la Ciudad de México”.

Virgin Birth se presentará este 11 de mayo en el aniversario de Lobster Theremin, evento organizado por The Forgotten y el festival Fascinoma. Este iniciativa es parte de un escenario que busca dar espacio a propuestas diferentes que fusionan distintos tipos de música electrónica con géneros de raíz negra y experimentación.

Encuentra más información del evento aquí.

NO COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.