Un centro educativo de arte y tecnología en el corazón de Cholula

Un centro educativo de arte y tecnología en el corazón de Cholula

calmecac2

Aranzazú Ayala Martínez

@aranhera

Del otro lado de la oferta de bares y fiesta que ofrece Cholula, y de los intentos de gentrificación de la ciudad milenaria, están sus otros habitantes, los que no nacieron ahí pero que llevan años en la ciudad viviéndola, respirándola y trabajando en ella. Pero, más allá de lo visible en los corredores más conocidos, qué es lo se está generando y gestando en las entrañas de la comunidad, y cómo es que el arte y la tecnología están dialogando en las calles cholultecas. Con eso en mente, es que nace el Centro Educativo Calmecac, para mostrar esas búsquedas, el quehacer artístico y para ofrecer propuestas educativas para la integración de la comunidad.

Johari Pérez, artista visual, dijo en entrevista con Lado B que el nombre lo retoman de la tradición mesoamericana que concebía a al Calmecac, como el centro de estudios especializado, “la casa donde se conserva la línea”.

El espacio tiene como fin la búsqueda de conocimiento, no sólo para personas que vienen de afuera sino para la comunidad cholulteca. Y por eso la decisión de ubicarlo en la calle 16 de septiembre 502, en el corazón de la cabecera municipal de San Andrés Cholula. “Queremos que los jóvenes cholultecas se interesen”, dijo, y para ello generarán vínculos con la comunidad y harán otro tipo de cosas, como por ejemplo apropiarse de los espacios públicos y usar los lugares cercanos para crear. Por ejemplo, proyectar visuales sobre la pared de la casa del vecino, o hacer una intervención sonora en un parque.

Ricardo Guzmán y Alma Jacobo son, junto con Johari, algunos de los creadores del centro educativo cuya oferta de talleres va desde arduino hasta náhuatl. Los talleres están pensados como introducciones más generales, una visión para personas no especializadas que puedan interesarse en programación, visuales, arte sonoro, videojuegos, modelado 3D, audio, gestión cultural, robótica para niños, cartografía musical e ilustración digital, entre otros. Johari explicó que la elección de propuestas como introducción al náhuatl y antropología cultural y local en Cholula es también para que sea mutuo el aprendizaje y la interacción de las personas que no son originarias de aquí.

La ubicación de Calmecac también propicia la articulación de un lugar diferente con los espacios que hay en la zona, lejos de los bares y hoteles. El Centro Cultural Segundo Piso y La Emisora Gourmet –donde será la fiesta después de la inauguración– son sitios con propuestas diferentes que buscan el diálogo e interacción cultural de todos los habitantes de Cholula. La intención además de los talleres es que se genere una suerte de nodo para estas expresiones, hacer una especie de circuito de arte donde se pueda compartir y aprender.

Las actividades de Calmecac iniciarán el sábado 15 de octubre con una exposición de seis artistas, que será, en palabras de Ricardo Guzmán, una muestra de lo que el espacio va a ser. Estarán artistas de la vieja escuela como Iván Abreu y Arthur Henry Fork, ya consagrados en el arte sonoro. Por otra parte habrá nuevos artistas como Juan Pablo Villegas y Cristian Cárdenas, quienes ya se han hecho de un nombre a nivel nacional. Y por último estarán los artistas locales, las nuevas propuestas, como Emmanuel Anguiano y Omar Urcid. En palabras de Ricardo, serán tres tipos de artistas y tres tipos de ambientes, aunados a la participación de Moisés Horta, de “Los Macuanos”, que hará una instalación in situ.

calmecac

El motivo por el que se está generando este espacio, dijo Ricardo, es responder un poco a la gentrificación inminente de Cholula, que se está polarizando. Dar una propuesta para apropiarse del espacio y poder convivir. Es también responder un poco la pregunta, para un mutuo intercambio, de “vivimos aquí, ¿pero cómo estamos usando este espacio?”.

1 COMMENT

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.