Kozmic Blues, una crítica humanista sobre el control y descontrol

Kozmic Blues, una crítica humanista sobre el control y descontrol

Foto: Marlene Martínez
Foto: Marlene Martínez
Ámbar Barrera

@Dra_Caos

Refugio, fantasía, evasión, identidades, rituales, tecnología… esas son algunas las palabras y experiencias que podrían intentar resumir Kozmic Blues, Entre Control / Descontrol, exposición colectiva en la galería de arte del Complejo Cultural Universitario (Vía Atlixcáyotl 2299, Puebla)

Kozmic Blues es una exposición muldisciplinaria que, en palabras de su curador Guillermo Santamarina, abordan el tema del control y el descontrol de la vivencia humana actual, por lo que las obras se mantienen en dualidades entre la comodidad, la esperanza, la armonía, y al mismo tiempo pueden ser irónicas, esclavizantes y caóticas.

El curador explicó en entrevista para Lado B detalles sobre algunas de las obras de la exposición.

El video de Abraham Cruzvillegas, por ejemplo, muestra a una bailarina coreana interpretar una coreografía basada en la descripción de una casa que la madre del artista conservaba como un recuerdo en su memoria. Guillermo cree que esta obra puede llegar a ser conmovedora y realizar reflexiones más esperanzadoras.

Foto: Marlene Martínez
Foto: Marlene Martínez

Otras obras son muy pesimistas. Como ejemplo Guillermo habla de la obra de Daniel Guzmán, un video de ficción sobre un momento decisivo, una plática entre amigos en la oscuridad que hace que los personajes se olviden del peligro que corre su vida. Guillermo entiende esto como un trabajo que aborda los conceptos del espectáculo y las ficciones, además de un miedo infinito.

En este mismo sentido habla de la obra de Teresa Margolles, un retrato de una trabajadora sexual transexual que viene acompañada del audio donde se relata la historia de su asesinato contada por una de sus amigas.

En Kozmic Blues se aborda una cantidad inimaginable de temas que rebasan el número de piezas. Hay obras que hablan de las nuevas tecnologías y sus aplicaciones como el google maps, herramientas que se vuelven utópicas o fantásticas. Por otro lado, hay piezas que el curador define como infantiles, que juegan con la dualidad de la inocencia como se concibe actualmente, cuestiona si existe o no y cómo los adultos se refugian en ella.

Foto: Marlene Martínez
Foto: Marlene Martínez

El artista Daniel Lara Ballesteros presenta banderas de distintos países con sus elementos trastocados por nuevos símbolos que hablan del consumismo, la cultura pop y la guerra. Vicente Razo realiza esculturas utilizando televisiones analógicas, acompañadas además de sonidos que se han vuelto parte de la vida diaria. Y también hay piezas que critican la dinámica del arte actual, como las obras de Cristóbal García y Marek Wolfryd.

–Es una muestra de los canales de la crítica humanista –dice Guillermo Santamarina–. Tiene todas estos disparos a lo que es nuestra realidad compleja hoy, distintas proyecciones a lo que es nuestra vida, nuestra identidad, nuestra relación con el paisaje, con la tierra, con el lenguaje y finalmente apuntado hacia la pregunta de ¿dónde quedó el ser humano? ¿Dónde está? Por otro lado, aunque tiene elementos muy complejos en su discursividad y retórica, es una exposición visualmente muy rica.

Cada obra en Kozmic Blues cuenta con una cédula donde se incluye un comentario sobre las reflexiones que se exploran en cada artista, sin embargo Guillermo Santamarina propone elegir entre ver las obras sin leer las cédulas y hacer sus propias interpretaciones al final, o leerlas y pensar en cada pieza por separado.

Foto: Marlene Martínez
Foto: Marlene Martínez

Guillermo Santamarina, considerado uno de los mejores curadores del país, estuvo a cargo de la curaduría y museografía de Kozmic Blues con el apoyo de los alumnos de la Facultad de Artes Plásticas y la maestría en Estética y Arte de la BUAP.

Con cerca de 30 obras de 23 artistas nacionales e internacionales esta muestra incluye arte sonoro, pintura, fotografía, escultura y bio-arte.

Kozmic Blues, entre Control/Descontrol estará expuesta en la Galería de Arte del CCU hasta el 20 de noviembre de 2016.

NO COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.