Después de Nochixtlán

Después de Nochixtlán

Dra. Laura Angélica Bárcenas Pozos

La verdad es que uno no sabe si estar triste o contento, pues durante este verano sucedieron muchas cosas en relación al movimiento magisterial y la reforma educativa. Para resumir podría decir que el primero creció hasta tal punto que han conseguido todo lo que en los meses anteriores no habían conseguido los profesores de la CNTE y también hasta un punto tal que prácticamente la reforma educativa está desdibujada de modo tal que ya casi no la distinguimos.

Cualquiera que se haya ido del país antes de los eventos de Nochixtlán y que haya regresado recientemente seguramente verá con sorpresa este cambio significativo en el posicionamiento que ahora tienen los diferentes actores de toda esta situación. Por un lado, el secretario Nuño ha quedado casi a un lado después de Nochixtlán, se consideró la posibilidad de crear un nuevo modelo educativo que diera respuesta a las diferentes voces que han señalado que la Reforma es laboral y no educativa, pero este diseño se lo encargaron al Centro de Investigación y Docencia Económica (CIDE) lo que generó una serie de rudas críticas, particularmente de los académicos de todo el país, pues hay centros de investigación educativa en las universidades públicas más prestigiadas de México, en donde se encuentran los investigadores educativos más destacados e institutos como el ISSUE de la UNAM, el CINVESTAV del Politécnico Nacional, la UAM y hasta el Colegio de México fueron ignorados, para dar esta tarea a investigadores en economía, ¿ellos sabrán qué requieren aprender los pequeños de jardín de niños y primaria?

Otro actor central de este fenómeno ha sido la CNTE que tomó una bocanada enorme de aire después de Nochixtlán que le ha dado para romper con la reforma educativa. Han continuado con bloqueos en las carreteras de Oaxaca y Chiapas al punto de desquiciar la actividad turística y económica de la región. Algunos especialistas como Carlos Ornelas han señalado que la estrategia de pequeñas células que han desarrollado en los últimos meses, a diferencia de las grandes movilizaciones que llevaron a cabo en los años anteriores les ha dado mejores resultados. Estas pequeñas células se encargan de cerrar carreteras y vías férreas y con muy poca gente han logrado bloquear estos medios de comunicación del sur del país.

La SNTE por su parte también tomó una bocanada de aire después de Nochixtlán, pero de otro tipo, el secretario Nuño requería de este sindicato para legitimar el nuevo modelo educativo y el señor Juan Díaz de la Torre vio su oportunidad para ponerse en los reflectores. Este sindicato había estado desaparecido desde el 2013 después de la aprehensión de la señora Elba Esther Gordillo, así que la posibilidad de darle el espaldarazo al secretario Nuño y su nuevo modelo educativo le dieron el oxígeno que requería esta agrupación sindical para salir nuevamente a la luz.

El secretario de gobernación ha lucido bien en las negociaciones con la CNTE y con esto está haciendo campaña anticipada al 2018.  Después de Nochixtlán está jugando sus cartas para ser el candidato del partido en el poder para la carrera presidencial siguiente. Continuamente en los medios declara que la reforma educativa no se echará para atrás, pero les ha dado todas las concesiones a los líderes de la CNTE, por ejemplo se ha pagado sus salarios a todos los profesores faltistas, la evaluación de la docencia está en “veremos”, los líderes sindicales de la CNTE han sido liberados y la CNTE sigue amenazando con no iniciar el ciclo escolar el próximo lunes si no se suspende la evaluación de la docencia. Es decir nos ha dado a todos, atole con el dedo.

La organización Mexicanos Primero, con su presidente Claudio X. González al frente que creían haberle ganado la guerra a los profesores sindicalistas, se dan cuenta que no habían ni enfrentado la primera batalla. Después de Nochixtlán, cayeron en la cuenta del poder de la CNTE y del hartazgo que tenemos más de uno de que esta organización se esté metiendo en asuntos que no les corresponden. Si quieren mejorar la educación del pueblo mexicano, mejoren la calidad de su barra programática y verán que contribuyen mucho a la educación, pero desde el medio que ellos conocen y no en un medio que les es ajeno. A veces pienso que Mexicanos Primero cree que sabe de educación porque fueron a la escuela, pero eso no es suficiente, aunque es justo decir que tienen especialistas muy bien ilustrados en el tema educativo estudiándolo y analizándolo.

La autora es profesora de la Universidad Iberoamericana Puebla.

Este texto se encuentra en: http://circulodeescritores.blogspot.com

Sus comentarios son bienvenidos

Finalmente están los profesores de a pie y los alumnos que no se han manifestado, ni han hecho paros, ni bloqueos, pero que esperan que todos estos actores tomen decisiones que no los afecten, pues estos profesores y estos alumnos son los que hacen el acto educativo todos los días en las aulas, estos actores, están igual que antes de Nochixtlán, se siguen esforzando, poniendo todo de su parte para mejorar sus condiciones laborales y educativas. Pero, lamentablemente, no depende de ellos nada de lo que está por venir, los tomadores de decisiones, entre ellos los secretarios de estado, el presidente de la república, los líderes sindicales y hasta los empresarios estarán tomando las decisiones sobre la educación y eso afectará a miles de docentes y millones de alumnos que poco o nada pueden hacer para que esas condiciones mejoren y cambien en favor de la educación en México.

 

NO COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.