¿Qué podemos hacer para evitar los feminicidios? 

¿Qué podemos hacer para evitar los feminicidios? 

Liz Ruiz

A la memoria de las que les arrebataron el derecho de vivir. 

¿De qué otra cosa puedo escribir en una columna feminista de Puebla, dados los lamentables hechos recientes? Solo de los feminicidios. Tengo muchos temas en espera, pero me da vergüenza pensar en escribir de las múltiples complejidades de ser mujer y de las cuantiosas bellezas de serlo cuando van 16 feminicidios durante 2016. ¿Cómo podemos hablar de orgasmos, de amarnos a nosotras mismas o de relaciones libres de celos cuando nos están matando? En Puebla se nos encarcela por abortar y se nos asesina por decidir ser madres. Se nos asusta con la soltería y se nos asesina al amar a un hombre. Se nos prohíbe denunciar la violencia y se nos asesina por “no ver venir al victimario.”

duelo-rosasnegras-lutoEn medio de este lúgubre panorama de guerra contra las mujeres, el colmo es que se nos culpe de nuestra propia desgracia. Podemos leer o escuchar opiniones muy desafortunadas que culpabilizan a la(s) mujer(es) de la violencia de la que estamos siendo objeto. Estas vacuas explicaciones las emiten hombres y mujeres de diversos estratos socioeconómicos y con diferentes grados de estudios. Ni lo pobre, ni lo rico, ni lo estudiado quita lo culero.

Se emiten consejos para que las mujeres evitemos ser asesinadas (no sabía que el problema era la falta de precaución): no tomes taxi (seguramente caminando es menos peligroso), no andes con casados (los solteros han de ser incapaces de matar), no permitas la violencia (sí, ¿verdad? ¿Cómo no se me había ocurrido no permitir que me maten?). Esta es una clara manifestación de la revictimización, un proceso incluso documentado por la psicología, que consiste en “echarle la culpa” a quien recibió la violencia, un poco por falta de empatía y un poco por ingenuidad al creer erróneamente que podemos evitar que alguien decida cometer un delito contra nosotrxs. Y a las mujeres de Puebla no solo nos están asesinando, también nos están echando la culpa.

Pero entonces, ¿qué podemos hacer para evitar los feminicidios? Si las mujeres no podemos evitar que nos golpeen, violen o maten ¿quién puede hacerlo? Devolvamos la responsabilidad de la violencia a quien la comete. No más “cuídate mujer”; son los hombres los que tienen el ineludible deber de parar su violencia. Es injusto que además del clima de muerte que nos circunda a las mujeres (además del que ya de por sí vivíamos de violencia), ahora vayamos por la vida escuchando recomendaciones de poca monta para que, en caso de que nos intenten matar, nos sintamos culpables. No es justo que las mujeres introyectemos ese miedo. Precisamente para eso sirven los crímenes de odio: para mandar un mensaje a la población receptora de la violencia. “Aguas porque sigues tú”, “Tú tienes la culpa”, “Vas a morir así por haber nacido así”.

Nadie podemos evitar ser víctimas de violencia, mucho menos de un crimen de odio. Pero todxs podemos evitar ser victimarixs, todxs podemos evitar ser perpetradores de golpizas y asesinatos. Esto les toca a los hombres. A todos. Sí, a todos, porque han aprendido la violencia como forma de amar y relacionarse; porque han aprendido que todo es suyo, incluidas las mujeres; porque creen que porque nunca han matado a una mujer no son violentos y se enfurecen cuando se insinúa que pertenecen a la categoría de los asesinos. Se defienden con “no todos somos así”, preguntémosles entonces ¿si tú no eres “así” (violento, macho y asesino) cómo eres? ¿Eres absolutamente respetuoso, no amenazas, no intimidas, no acosas, no celas? Si tú no eres “así” ¿qué estás haciendo para evitar la violencia contra las mujeres? ¿Qué están haciendo los hombres para detener los feminicidios? Hacerse las víctimas y quejarse no es cooperar.

tmerBUEn¿Qué podemos hacer para evitar los feminicidios? Devolverle la responsabilidad de la violencia a los hombres, que son quienes la cometen contra las mujeres. ¿Quiénes pueden parar los feminicidios? Los hombres, dejando de matar.

En lugar de enseñar a nuestras hijas a cuidarse, a tener miedo de todos y a sentirse culpables, enseñemos a nuestros hijos a ser responsables de su ira. Reprobemos tajantemente a un hombre que le pega a la pared encolerizado, señalemos en la familia al hombre “con mal carácter”. Cuando nuestro hijo o hermano sea infiel con su novia, confrontémoslo duramente. Los chiflidos o “piropos” en la calle deben ser rechazados con firmeza por otros hombres. Si eres celoso, aunque sea “poquito”, busca ayuda urgentemente. Aprendamos a decirles a los hombres “he notado que eres violento. No te lo permitas, deja a tu pareja antes de que le hagas más daño y busca ayuda inmediatamente.”

Estas medidas dejarán de hacer sentir culpables a las mujeres, dejarán de responsabilizarnos por las violencias de los hombres. Estas acciones sí generarán un cambio radical en la sociedad. Porque mientras los hombres no dejen de creer que pueden y deben ser violentos, ni todas las precauciones de las mujeres evitarán que sigamos recibiendo violencia. Así sí podemos detener los feminicidios.

Si tienes alguna otra solución para detener los feminicidios centrada en el papel de los hombres comenta abajo, por favor. Me encantaría escuchar otras propuestas desde la responsabilidad de los hombres.

Nos leemos en 15 días, pero si me extrañan pueden leer aquí mis demás alegatos feministas.  Soy psicoterapeuta y sexóloga de Puebla, y presido el Colectivo Equilátera A.C. de educación sexual y educación para la paz. (Por si te interesan mis servicios o quieres amenazarme de muerte por feminista, este es mi Facebook).

Información, noticias, investigación y profundidad, acá no somos columnistas, somos periodistas. Contamos la otra parte de la historia. Contáctanos : info@ladobe.com.mx

5 COMMENTS

  1. Hola Buenas Noches, antes que nada quiero felicitarte por todo lo que escribiste en esta Pagina, y si es muy cierto que los hombres hasta la fecha son culeros y esto incluye a todos absolutamente.

    Quiero compartirte mi experincia personal

    Hace tiempo tuve un novio con el cual dure 4 años al principio empezo a conquistarme de una manera especial, la cual poco a poco fui cayendo en sus mentiras, el siempre me decia yo no soy igual, «No soy un hombre comun» yo soy diferente, tan diferente que no te busco por tu cuerpo yo te busco por amor, conforme fue pasando el tiempo el me prohibia cosas, como salir con amigos, tomar unos tragos sanamente, hablar de nuestra relacion con otras personas, por que segun el luego se generan chismes, siempre que lo veia terminabamos peleados por que me dicia que yo era una inmadura por no expresar lo que sentia, eso era cierto, pero el defecto que yo siento que tengo es que soo analizo a la persona y presentia y percibia su malicia, nunca le dije nada, hasta que llego un momento en el cual me empezo a gritar tan fuerte que en un momento pense que me iba a pegar se altero fuertemente que yo me intimide y me solte a llorar enfrente de el, el me dijo que lo hacia por que era una inmadura y que no tenia ni 12 o 13 años para hacer ese tipo de tangos. Me hacia sentir poca cosa en cueston laboral y decia que el era super inteligente y que por eso tenia lo que tenia.

    Conforme fue pasando el tiempo el dejo de verme y decia que yo era la que no lo buscaba y que seguro tenia a otro y por eso no lo buscaba.

    Tiempo despues me di cuenta que es un hombre violento «No capaz de matar» pero si cpaz de pegar y en una de esas hasta mata. Nunca quizo entender ya que es un hombre con una actitud que si lo escuchas te convencen sus palabras, pero la realidad es que es pura mentira.

    Detengamos los gritos, los malos tratos, las prohibiciones. El defecto de nosotras es que pues lo aguantamos por que lo queremos(TOtalmente falso, eso no es amor es estar dominada por las palabras de ellos)

    Es importante no solo de hablar de la Violencia en el Noviazgo sino determinar bien que es el amor?, De verdad es cierto que ambos sienten amor y lo hacen por que lo tienen que hacer o por que les gusta hacerlo?

    Mujeres no nos detengamos por pena, aveces es mejor contarle de nuestros problemas a nuestras Mamas o hermanas o a la persona en que confien, para que en algun momento puedan decir en que estamos cegadas o que debemos prevenir. para no llegar a los extremos.

    Gracias

  2. Hola muy interesante la anecdota de karmen y muy bien abordado el tema por Liz Ruiz, porque ataca a la raíz del tema, el hombre el ser causante de este crimen, este tema deberia ser abordado en las escuelas de como actuar cuando se observan estos sintomas de agresion y falta de autodominio y como poder evitar en gran parte este mal que nos consume..

  3. Antes que nada Gracias por escribir este Blog.

    Frustrante la situación de violencia que existe en el país sobre todo hacia la mujer.

    Creo que no es suficiente con tener una postura ante estas situaciones creo que es necesario volvernos embajadores, en redes, en casa, en las calles, embajadores que promuevan la no violencia el respeto, entre las personas, el derecho a la libertad, la empatía hacia nuestros similes… en fin.

    Ha sido un viaje largo desde mi infancia hacia mi adultez. En mi familia por parte de mi papá siempre se me inculco el respeto hacia las personas, su libertad y sus derechos sin siquiera contemplar el genero de la misma(que así creo que debería ser), tristemente un día durante la adolescencia donde forjamos una idea, una concepción de quienes somos (al menos en lo personal) me costó gran trabajo acoplarme a la sociedad, sobre todo llevarme bien con los hombres, siempre fue tan difícil y nunca entendí porqué. A veces me sentí fracasado e incluso confundido y es que además de mi personal dificultad para hacer amistades hoy me doy cuenta que gran parte del problema fue no ser una persona machista. Me llegué a sentir tan fuera de lugar por el hecho de no querer tocar a una chica en contra de su voluntad, o “conquistarla” mientras ella estaba bajo el efecto de alguna droga. Me costaba trabajo entender porqué habríamos de ceder un lugar a una persona en el bus solo por ser mujer, o por qué no tocarlas ni siquiera con el pétalo de una rosa; ¿Porqué simplemente no tocar a nadie? ¿Porqué mi madre se ofendía si mi hermana y yo andabamos en pelotas por la casa? En veces hasta le pedía que se cubriese, por qué habría de hacerlo si estaba en su casa!!! Nunca lo entendí… hasta ahora. Estupida sociedad.

    La culpa la tenemos los hombres pero sobre todo la sociedad que permitimos si quiera que se diferencie y se juzgue el actuar hacia los otros debido al genero.
    Es normal que debido a esto existan grupos feministas y con los cuales estoy de acuerdo, aprobemos los actos de conciencia, apoyenos y respaldemos el derecho de expresar y exigir justicia y respeto hacia su persona, reprobemos la agresividad y los malos tratos entre TODOS!!!

    Hombres, Si no somos los asesinos, ni los celosos, ni controladores ni nada hagamos algo entonces, no simplemente nos quejemos o pensemos a favor, evidenciemos las situaciones, hagamos el alto a otras personas, señalemos al agresor, no opinemos sobre el vestir el actuar de ninguna persona, promovamos el repeto generemos el cambio.

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.