TECHO, visibilizando la pobreza urbana

TECHO, visibilizando la pobreza urbana

Foto: techo.org
Foto: techo.org
Aranzazú Ayala Martínez

@aranhera

Siete de cada diez personas que viven en situación de pobreza habitan en asentamientos urbanos. Contrario a la idea que se tiene de que la pobreza es una condición que está mayormente en regiones rurales, son las comunidades urbanas donde viven más pobres, y en el estado de Puebla los asentamientos irregulares dentro de las ciudades son focos rojos de marginación.

La organización TECHO, creada en Chile en 1997 y con presencia en 19 países, está en México desde 2006 y trabaja en siete estados, siendo Puebla el último al que ha llegado.

Desde hace dos años, TECHO trabaja de manera fija en cuatro comunidades en la entidad, tres de ellas en la mancha urbana de la capital del estado: San Isidro Tlalcostépetl y San Miguel Espejo, ambas cerca de la junta auxiliar de San Miguel Canoa; La Concepción Capulac, en el municipio de Amozoc, y Juan Galindo, un municipio en la Sierra Norte.

Ana Herrera, directora local de la organización, dijo a Lado B que si bien TECHO empezó inicialmente con la construcción de casas, ahora también labora en las áreas de educación y estructura comunitaria, además de dar talleres. “Depende mucho de la comunidad y sus prioridades”, explicó.

Al llegar a un lugar nuevo, como relativamente lo es Puebla para TECHO, lo primero que hace la organización es revisar los indicadores institucionales del Coneval, el Conapo y el Inegi. Este último tiene un apartado de microrregiones  en cuanto a rezago social y marginación. De ahí hacen polígonos de pobreza, “por eso es que las comunidades están cerca”, explicó Ana.

El siguiente paso es ir a los asentamientos a levantar indicadores presenciales, porque la información institucional tiene un rezago de cinco años. Cuando llegan hablan con los líderes de la comunidad para saber cómo está la situación de vivienda, ingresos y niveles educativos. Después se hace una asamblea en la que participan los pobladores y los voluntarios de TECHO para dar a conocer el proyecto, y ya si la comunidad está de acuerdo tienen que hacer una carta de postulación para que la organización trabaje con ellos. Ana dijo que este proceso tiene que ser 50 y 50, pues debe haber voluntad y participación de los habitantes.

Lo que sigue es hacer una encuesta más detallada, llamada encuesta de caracterización de hogares: durante un fin de semana los voluntarios van de casa en casa recabando información de cada familia, para saber qué servicios tienen y cuáles no, cuáles son sus ingresos y principales problemáticas, y con eso se dan cuenta si son las mismas necesidades que se detectaron en un inicio. Ahí es cuando a través de lo que dicen los propios habitantes se prioriza lo que se trabajará primero. A lo largo de sus primeros dos años en el estado, la organización ha construido con pobladores y voluntarios 70 viviendas de emergencia en tres municipios.

En San Miguel Espejo, donde empezarán el proyecto de rehabilitación de la plaza. La idea salió enteramente de los habitantes y ellos mismos se encargaron de integrar a todos los sectores de la población, apropiándose por completo de la iniciativa.

¿Y por qué TECHO llegó a Puebla después de tener presencia en otros seis estados? Porque Puebla es una de las entidades más desiguales de toda la República. Al mismo tiempo que ocupa el cuarto lugar con más crecimiento en cuanto a industria y desarrollo, es también el cuarto en pobreza. Y principalmente en pobreza urbana. Ana dijo que en el estado está el segundo municipio con mayor pobreza y de acuerdo al Coneval, de las 12 zonas metropolitanas con mayor porcentaje de pobreza dos están en Puebla.

Las cifras también revelan que el municipio con mayor cantidad de población viviendo en condiciones de pobreza en 2010 fue Puebla, con más de 900 mil personas, y está en tercer lugar nacional con personas que viven en estas condiciones, con 69 por ciento de sus habitantes.

TECHO decidió establecerse en la entidad, además, por la gran cantidad de universidades que hay, pues los voluntarios son el principal motor de la organización. En apenas dos años con presencia en el estado han logrado movilizar a aproximadamente mil voluntarios, y son casi 70 personas las que colaboran de manera regular en la organización, liderados por ocho coordinadores.

Ana dijo que sí han visto un cambio en los lugares donde trabajan. Son pocas las personas que no quiere participar, pues en general tienen buena respuesta y la gente poco a poco se involucra más. Por ejemplo en San Miguel Espejo, donde empezarán el proyecto de rehabilitación de la plaza. La idea salió enteramente de los habitantes y ellos mismos se encargaron de integrar a todos los sectores de la población, apropiándose por completo de la iniciativa.

Aunque TECHO trabaja de manera independiente, la directora local explicó que sí han tenido coordinación con algunas autoridades. Al principio el DIF estatal les presentó varias comunidades donde podían trabajar y la Secretaría de Seguridad Pública los ha apoyado con patrullas durante las jornadas de trabajo. Pero han convivido sobre todo con autoridades locales, como presidencias auxiliares.

Para ampliar su presencia en Puebla, TECHO llevará a cabo un foro conjunto con la Universidad Iberoamericana Puebla, que se llevará a cabo los días 23 y 24 de octubre en la institución. A la par de conferencias y mesas redondas sobre alimentación, salud, seguridad social, vivienda y servicios básicos, varios habitantes de los asentamientos donde tiene presencia la organización darán su testimonio. Y los asistentes se quedarán a dormir en la universidad, acampando en el jardín, para vivir la experiencia de no tener un lugar regular donde dormir. Para asistir al foro se necesita hacer un registro online previo y llevar leche en polvo, frijol, aceite, arroz, café, lentejas o azúcar, donativos que serán llevados al centro de acopio permanente de la Ibero y posteriormente entregados.

El foro busca visibilizar que la pobreza no es un fenómeno alejado, como muchas veces se piensa, exclusivo de la Sierra o regiones rurales, sino que aquí mismo en la capital del estado a menos de media hora hay lugares donde se vive en pobreza urbana. La idea, dijo Ana, “es visibilizar que la pobreza en Puebla es mucho más cercana de lo que creemos”.

Además del foro, TECHO tendrá la presentación de “la casa más famosa de México”, una vivienda itinerante que estará en varias universidades de la capital del estado a partir de esta semana. La construcción está conformada de desechos, que muestra cómo viven 16 millones de personas en todo el país. Y del 13 al 15 de noviembre la organización tendrá su colecta anual, para recabar fondos para seguir trabajando y ampliar su presencia en Puebla.

Periodista en constante formación, interesada en cobertura de Derechos Humanos y movimientos sociales. Reportera de día, raver de noche. Segundo lugar en categoría Crónica. Premio Cuauhtémoc Moctezuma al Periodismo Puebla 2014. Tercer lugar en el concurso “Género y Justicia” de SCJN, ONU Mujeres y Periodistas de a Pie. Octubre 2014

2 COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.