Cuestiona ONC optimismo presidencial sobre reducción de delitos

Cuestiona ONC optimismo presidencial sobre reducción de delitos

Vecino_03
Foto: Xavier Rosas.
Observatorio Nacional Ciudadano por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad

Ante el optimismo expresado por el presidente Enrique Peña Nieto sobre la disminución de la violencia y el fortalecimiento del Estado de Derecho, el Observatorio Nacional Ciudadano por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad, manifiesta su reserva frente a la disminución en el número de denuncias registradas por el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

«Si bien el ONC reconoce una tendencia a la baja de manera sostenida en homicidio y robo con violencia desde 2011, así como una disminución en la incidencia de denuncias de secuestro y extorsión en el fuero común según los datos que las PGJE reportan y publican en el SESNSP, es fundamental destacar que esta información tiene elementos que nos impiden conocer y afirmar con contundencia cuál es el verdadero comportamiento de las denuncias en el país», dijo Francisco Rivas, director general del ONC.

Rivas mencionó que la calidad de la información oficial es cuestionable, por lo que podrían cambiar completamente el comportamiento de estas tendencias. «Los  problemas de la base de datos del SESNSP van desde las asimetrías generadas por la forma en que las procuradurías estatales clasifican y publican el delito, hasta la inconsistencia de la información debido a cómo las entidades modifican las bases de datos , lo cual podría cambiar completamente el comportamiento de la tendencia».

Las organizaciones civiles que forman parte del ONC manifiestan que para entender el comportamiento real de la incidencia delictiva es necesario contar con bases de datos alternas que permitan conocer más acerca de lo que viven las personas en materia de seguridad ciudadana.

Estas bases de datos deben contener las averiguaciones previas del fuero federal, registradas por la Procuraduría General de la República y todos los reportes policiacos sobre denuncias y eventos delictivos atendidos por los cuerpos dedicados a las funciones policiales: policías municipales, estatales, la federal, así como ejercito y marina hasta cuando sigan teniendo funciones policiales.

«Fortaleciendo la calidad información del Secretariado Ejecutivo y contando con una información más precisa de eventos delictivos podremos verdaderamente entender cuál es el comportamiento de la incidencia delictiva», dijo  Francisco Rivas.

También mencionó que la percepción de inseguridad no se ha modificado a nivel general e incluso se ha incrementado en algunas entidades como Tamaulipas o Michoacán a pesar de la incipiente reducción de algunos delitos, otros, como el secuestro, se mantienen en niveles inadmisibles.

Por lo anterior, las organizaciones civiles que integran el ONC manifiestan la necesidad de que el Ejecutivo explique con detalle los planes para Michoacán y Tamaulipas, ya que en el primero las autoridades federales han violado sistemáticamente la ley gracias a la creación de las policías rurales y a la injerencia en la toma de decisiones en el estado; mientras que en Tamaulipas se mantiene un problema de desintegración del tejido social que debería forzar la reflexión sobre la efectividad de la presencia policial y llevarnos a la generación de programas de desarrollo educativo, social, económico para alejar a quienes en este país son más propensos a cometer un delito: hombres, jóvenes, de escasos recursos y bajo nivel educativo, menores de 30 años.

Finalmente, el ONC dice que con la creación de la gendarmería como 7a División de la Policía Federal el Ejecutivo federal y las autoridades de seguridad han descrito la función y características principales de esta nueva división como «una unidad compuesta por los mejores, con valores de compromiso y lealtad, que trabajará con inteligencia y se desplazará por el territorio, donde se necesite, para proteger los ciclos productivos». Una descripción que nos lleva a preguntarnos si las otras divisiones de policía federal no cumplen con estos supuestos. «El ejecutivo federal debe explicar por qué crear esta división de 5,000 elementos fue mejor respecto a fortalecer la institución que ya existe», puntualizó el Dr. Rivas.

El ONC reiteró su llamado para contar con información confiable que permita evaluar políticas públicas adecuadas que nos permitan recuperar el clima de seguridad que merece México.

NO COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.