Al gobierno estatal no le interesan las necesidades del colectivo LGBTI

Al gobierno estatal no le interesan las necesidades del colectivo LGBTI

Josué Cantorán | Ámbar Barrera | Mely Arellano

@josuedcv | @Dra_Caos | @melyarel

El gobierno panista de Rafael Moreno Valle llega a la mitad del sexenio sin grandes respuestas a las demandas del colectivo LGBTI.

Desde su llegada a Casa Puebla decidió ignorar el Acuerdo Legislativo firmado por su antecesor, Mario Marín Torres, para instituir el 17 de Mayo como el Día Estatal contra la Homofobia. Con esta acción, además de hacer público su desinterés por la población de la diversidad sexual, inhibe la posibilidad de que “designe a una autoridad responsable, que se asigne un presupuesto para difusión, actividades (…), que se institucionalice y que se generen acciones para la construcción de la igualdad de derechos”, como lo advirtió en su momento Brahim Zamora, del Observatorio Ciudadano de Derechos Sexuales y Reproductivos (Odesyr).

Y de nada han valido protestas, como el Besatón, o las Marchas de la Diversidad, Moreno Valle no ha dicho esta boca es mía. Parece que al colectivo LGBTI ni le ve, ni le oye.

Los pocos avances que se han dado no han llegado desde el Poder Ejecutivo, y lamentablemente se dieron a razón de cuotas de sangre. La muerte de Agnes Torres obligó a reconocer y revisar los crímenes de odio, la puerta de la Procuraduría General de Justicia (PGJ) se abrió para escuchar y atender, pero la impunidad continúa permeando de manera aplastante sobre los crímenes de odio por homofobia.

Al cumplirse un año de la muerte de Agnes, en marzo pasado, las organizaciones de la diversidad reportaban un avance de 13 por ciento en los compromisos establecidos entonces. No hay alguna campaña de sensibilización y visibilización que haga el trabajo de prevención, la única opción real –e ideal— de garantizar la seguridad y los derechos LGBTI.

El Congreso del estado tampoco ha sido receptivo de la población LGBTI. La propuesta de la “Ley Agnes”, llevada a los diputados en marzo del 2013, ha encontrado oídos sordos.

Mientras que la Ley de Discriminación, propuesta en varias ocasiones desde el 2006, se aprobó apenas en julio del 2013 a modo, y con un reglamento que se redactará hasta febrero de este año.

Y, lo peor: según los registros de Reversible, a la primera mitad de este sexenio ya le pesan 22 casos de crímenes de odio por homofobia.

Para documentar el panorama de lo que fue y lo que viene, hablamos con Ricardo Baruch, director de la Coalición de Jóvenes por los Derechos Sexuales y Reproductivos; Gabriela Cortés, activista y defensora de los derechos lésbicos, y coordinadora de El Taller; y Onán Vásquez, activista e integrante de la sociedad civil Vida Plena Puebla, y les preguntamos su opinión al respecto. Aquí presentamos sus respuestas y que cada quien saque sus conclusiones.

1. ¿Cómo evaluarías la primera mitad del sexenio de Rafael Moreno Valle en materia de derechos sexuales, igualdad de género y derechos de la comunidad LGBTI?

Ricardo Baruch (RB): Le daría un 5. Porque si bien es cierto que no ha habido retrocesos, tampoco ha habido avances ni se ha mostrado una voluntad de querer mejorar la situación en materia de equidad y derechos humanos. El estado tiene una necesidad enorme de luchar contra las desigualdades pero las prioridades del gobierno han sido hacer cosas que se noten y que se puedan presumir, así que lo que afecta a la vida de las personas no es de interés de Moreno Valle.

Gabriela Cortés (GC): Hay algunas instituciones como el Instituto Poblano de las Mujeres que está haciendo algún trabajo. Al menos está más visible que en otros sexenios, pero considero que aun así no es amplio. Se enfocan en violencia física contra la mujer y dan apoyo psicológico pero les ha faltado en materia de derechos de las mujeres. No hay todavía una herramienta para saber cuántos feminicidios ha habido en el sexenio, saber cuántos han reconocido realmente comparado con cuántos son contados por las ONG’s. En ese sentido no ha habido avance a pesar de las denuncias públicas que se han hecho. A mí me ha dado la impresión que nos dan atole con el dedo, porque no ha habido un trabajo contundente, está la ley pero no hay medidas de prevención para la discriminación o la violencia. Tienen un programa de prevención de violencia para las y los jóvenes de secundaria pero ya es tarde. Haciendo el análisis, tendría que hacerse desde antes, pero consideran que esos temas son demasiado fuertes para las los chicos de primaria.

Onán Vásques (OV): Creo que ha sido muy corta su respuesta, claramente no hay avances en estos rubros porque lo más preocupante es la violencia que está relacionada con género y sexualidad, y Puebla tiene altos índices de feminicidios y de crímenes de odio por homofobia, lo cual es un indicador de que las políticas públicas no responden a esas problemáticas sociales.

2. ¿Ha habido avances reales y/o retrocesos, y cuáles?

RB: Creo que no ha habido avances reales y los que ha habido, definitivamente no son gracias al gobierno. Las organizaciones y los medios son los que han tomado las riendas del cambio de actitud en cuanto a la comunidad LGBTI.

GC: Aciertos… En materia de mujeres y de derechos sexuales yo creo que no. Se sigue viendo bastante conservador, como en esta línea de su partido, del PAN. No sé si le dé miedo o como partido no les dejen trabajar ciertos temas. No sé si todos estos candados que han puesto a las leyes, como establecer que es vida desde el momento de la concepción al momento de la muerte natural, ahí sí hay un retroceso, porque no piensan en la sociedad, sino en los valores que ellos tienen, pero no por tener esos valores tengo que ponérselos a fuerza a quien estoy gobernando. Ha sido un retroceso completo porque están estancados.

OV: Uno de los avances, si no significativo, sí importante es que por primera vez está la posibilidad de que proyectos de prevención de VIH, de organizaciones locales, sean financiados por el gobierno estatal a través de la Secretaría de Salud. Y entre los retrocesos está que no ha habido respuesta hacia los crímenes de odio por homofobia y los feminicidios; porque antes no había tantos como hay ahora.

14-Marcha3. ¿Percibes interés del gobierno del estado por el colectivo LGBTI? ¿En qué acciones se manifiesta?

RB: No creo que el gobierno del estado tenga interés en el colectivo LGBTI. Creo que ha tenido más una actitud de “dejar pasar, dejar hacer”. Es decir, aunque no hay muchas trabas, tampoco hay apoyo ni políticas reales dirigidas a la diversidad. Ni a Moreno Valle ni a su gente le interesa quedar bien con nuestro colectivo porque ven que aunque no hagan nada positivo, no perderán votos ni nada.

GC: Yo creo que no tanto como el gobierno en general, pero sí hay ciertas instituciones, organismos gubernamentales, como el sector salud, que tiene una línea clara para trabajar sobre los derechos sexuales y la prevención, pero sí creo que los rebasa. Los rebasan las demandas de la sociedad, de los jóvenes, no es suficiente todavía. Además no tienen la capacitación adecuada, por ejemplo, si alguien va a pedir condones, les dan 4 al mes, ¿qué van a hacer con eso?, ¿sólo van a coger 4 veces al mes? Y a las jovencitas de plano no se los dan, casi casi tienes que llevar a tus papás para que autoricen. Hace falta sensibilización y capacitación en ese sentido.

Muchas jóvenes, de 13 años, en juntas auxiliares, por ejemplo, se salen de su casa, se embarazan y dicen que a ellas les van a dar un apoyo por ser madre soltera, ¿y qué otro apoyo pueden esperar si no terminaron los estudios? Así es difícil decir si es un avance o no. Habrá quien diga que sí, pero por ejemplo, los programas de autoempleo se olvidan de la seguridad social.

OV: No ha habido ningún tipo de declaración gubernamental sobre los derechos que hemos impulsado, todavía está pendiente que se decrete el Día Estatal contra la Homofobia en Puebla, que le corresponde al gobernador y sigue esperando. Tampoco hay políticas públicas o interés del gobierno hacia las demandas de nuestro colectivo.

4. ¿Consideras que podemos esperar avances en el próximo año para los siguientes temas: a) Ley Agnes, b) resolución de los crímenes de odio registrados, c) matrimonio igualitario, d) declaratoria del día estatal contra la homofobia?

RB: Si es que hay avances, sería por el Congreso del Estado y no por el gobierno estatal creo yo. La verdad es que son muy pocos los panistas y priístas en Puebla a quienes les interesan los derechos humanos pero espero que haya una respuesta, por lo menos en los puntos a,b y d porque en cuanto a matrimonio igualitario creo que más bien la vía deberá ser la judicial.

GC: Yo creo que no. Están en ese conservadurismo y eso está claro. Los compañeros del Observatorio (Odesyr) han estado trabajando muy fuerte y se han reunido con las autoridades y en realidad no ha pasado la Ley Agnes. Se vieron atentos, pero si realmente tuvieran voluntad, lo pronunciarían. La realidad es otra, no hay un compromiso real.

No creo espero un avance real, al menos no desde el Congreso. Las ONG´s les han hecho muchísima chamba al gobierno. Hace un par de años el propio DIF buscaba a las ONG´s y canalizaban a mujeres con ellos porque les rebasaba, no tenían suficiente capacidad de hacer el trabajo. Eso sería mucho más fácil, si se empezaran a abrir para los temas.

OV: Nosotros vamos a seguir intentándolo, afortunadamente hay cambio de Legislatura y seguiremos impulsándolos, desgraciadamente los logros que hemos tenido han sido porque ha habido derramamiento de sangre y eso es lo que ya no queremos, porque lo que exigimos es que se respeten los derechos humanos de nuestras poblaciones. Veo difícil que se logre, pero nosotros no dejaremos de trabajar en ello, hace falta mucha sensibilización hacia los tomadores de decisiones y seguiremos impulsándolo.

Sin embargo sí lo vemos muy complicado porque para ellos no son temas importante con los cuales se comprometan, aunque deberían hacerlo porque son reclamos genuinos de amplios sectores de la población de la diversidad que, y ahora todavía más con las nuevas reformas, pagamos más impuestos y desgraciadamente las políticas públicas por un lado son mínimas o no existen. Sin embargo nuestras obligaciones fiscales como ciudadanos son tan altas como las de cualquier otro, y eso se debería ver reflejado en políticas públicas para nuestra población.

5. ¿Las acciones de la sociedad civil organizada rebasan y/o rebasarán a las del gobierno?

RB: Creo que como sociedad civil no hemos podido demostrar tener una verdadera fuerza, sobre todo porque hay poca solidaridad de la mayoría de las personas LGBT en el estado. Es decir, aunque las organizaciones hacen mucho y se esfuerzan mucho, sin el apoyo moral y real del colectivo de la diversidad sexual, será complicado que podamos rebasar al gobierno y hacer verdaderos cambios.

GC: Yo creo que sí. Y si el gobierno hiciera algo sería por presión de la sociedad y el apoyo de las organizaciones, haciendo comunidad y conciencia, es lo que le ha faltado al gobierno: educar y prevenir. Podemos ver ese trabajo en Vida Plena, por ejemplo. Ellos se van a las zonas en donde hay micho riesgo de infección de VIH y dan asesoría y dan capacitación, hacen este trabajo de campo.

Yo creo que lo que el gobierno podría hacer es no vetarnos todo, si ellos no los están trabajando o no los quieren trabajar, porque en su partido no tratan esos temas tampoco que veten a las organizaciones. Han interrumpido el trabajo de Vida Plena, quitándoles los condones que reparten, tomándolos por ambulantes, igual que a nosotras nos vetaron del Instituto Municipal de Arte y Cultura de Puebla (IMACP) porque tratamos temas de sexualidad.

OV: En varios aspectos sí hemos rebasado al gobierno del estado, porque somos quienes podemos dar respuestas más inmediatas a problemas emergentes de las poblaciones que atendemos.

NO COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.