Una Santa (Muerte) en procesión por las calles de Puebla
Este es el octavo noviembre que se cientos fieles de la niña blanca para salir a las calles
Por Lado B @ladobemx
03 de noviembre, 2013
Comparte

Marlene Martínez

@Qu3tzal

¡Ah huevo!, grita con júbilo un hombre alto y robusto. Un estruendo de cohete, de esos que chiflan mientras ascienden, y la música de mariachi han dado por iniciada la procesión de la Santa Muerte. Con una mano el hombre sostiene una imagen de la Santa Muerte y con la otra toma de la mano a una mujer joven que trae a una bebé negrita de juguete, que representa a algún espíritu según la Santería. Los dos van vestidos de blanco. Una lluvia de confeti de colores cae sobre las figuras más imponentes de la Santa.

Aproximadamente 500 personas se han congregado desde el “1er Santuario de la Santa Muerte”, ubicado en la 9 Norte entre 12 y 14 poniente, en el centro de Puebla. El sacerdote pide a los devotos quedarse callados ante posibles agresiones.

En un  chevy con puertas de Lamborghini, un Peugeot y un New Beetle descapotables son colocadas las figuras más grandes de la Santa. La del New Beetle va vestida de blanco, con un velo de tocado  y un  ramo entre las falanges. La que encabeza la marcha lleva un vestido rojo intenso.  En una camioneta pick up está una catrina con sombrero, flores de cempasúchil y cráneos de plástico.

Al llegar a la 11 norte los autos se detienen por completo, desde los microbuses algunos graban con su celular a los creyentes. Algún devoto grita casi desgarrando su garganta  “¿Quién vive en tu corazón?”, a lo que todos responden en coro “La Santa Muerte”. Levantan sus figuras vestidas de gala, imágenes y dijes, se descubren los tatuajes y los de adelante se toman de las manos haciendo una valla, algunos van descalzos. Corean porras y rezos, reparten dulces y  fotocopias diminutas con el dibujo de la Niña Blanca y una oración al reverso.

La procesión avanza por la once norte y se dirige al Zócalo por la calle Reforma, el mariachi baila y canta Caminos de Michoacán, ante cientos de miradas que esperan un desfile de muertos organizado por el Instituto Municipal de Arte y Cultura de Puebla (IMACP). También cantan letras dignas de entierros como Un puño de tierra y La vida no vale nada. El ambiente es festivo. Los vestidos de las efigies relucen cuando el atardecer ilumina los edificios y las calles de una luz naranja.

Al llegar al zócalo se detienen frente al Palacio Municipal. Ha oscurecido por completo. Una tenue nube de humo, el olor a pólvora y a incienso avanzan con los fieles que gritan orgullosos. Don Arnulfo, el dueño del Santuario, con ropa blanca y cabello cano que cae sobre sus hombros, trae una sonrisa enorme, es el  octavo noviembre que reúne a cientos fieles para salir a las calles. Otra vez logró su cometido.

SantaMuertea

SantaMuerteb

SantaMuertec

SantaMuerted

SantaMuertee

SantaMuerteg

SantaMuerteh

SantaMuerteI

SantaMuertej

SantaMuertel

SantaMuertep

SantaMuerteq

Comparte
Lado B
Información, noticias, investigación y profundidad, acá no somos columnistas, somos periodistas. Contamos la otra parte de la historia. Contáctanos : info@ladobe.com.mx