Peregrinaje hospitalario por los Servicios de Salud

Peregrinaje hospitalario por los Servicios de Salud

  • Para algunos poblanos los informes que las autoridades dan a conocer en este rubro, distan de la realidad
Foto: EsImagen.
Foto: EsImagen

Mely Arellano | Xavier Rosas

@melyarel | @wachangel

Aunque faltaba una semana para su cumpleaños, el presidente municipal de San Miguel Canoa y algunos pobladores y asistentes de esta junta auxiliar se organizaron para cantarle las mañanitas y llevarle un pastel a Rafael Moreno Valle la mañana del pasado 23 de junio. La celebración por la apertura del Centro Integral de Servicios (CIS) y la entrega de equipamiento SUMA –una ambulancia equipada-, adelantaban a la población de éste lugar un escenario poco más favorecedor al que se han enfrentado, en una zona donde pareciera  que el tiempo se detuvo y el desarrollo social y  urbano se han aletargado.

Aquella mañana Rafael Moreno Valle Rosas reiteró en su mensaje a los presentes que en su administración se contemplaba a la Salud y Educación como servicios de calidad a los que deben tener acceso todos los poblanos.

Dos meses después, la familia de Manuel*, habitante de esta junta auxiliar y quien estaba a punto de iniciar el segundo año de kínder, vivió los vericuetos que existen al intentar acceder a la prestación de los servicios de Salud en la entidad.

Imagen: http://www.milenio.com
Imagen: milenio.com

Él era el menor, el consentido. Su papá ya le había comprado toda la lista de útiles y su mamá tenía listo el uniforme. Aquel día, mientras jugaba, Manuel cayó de una escalera y se golpeó la cabeza.

Para su familia no importó que la ambulancia equipada de SUMA tuviera como base el recién inaugurado edificio de gobierno, o los más de 25.5 millones de pesos destinados para la construcción de éste, así como tampoco que el estado pasara del lugar 29 en el ranking nacional de atención médica a «la cobertura universal en Salud»; durante su funeral, sus dos hermanas recordaron que Manuel, a quien no le gustaba bailar, lo hizo unos días antes de su muerte, cuando le negaron el ingreso al Centro de Salud del recién inaugurado CIS de San Miguel Canoa, así como en el Hospital General del Norte, donde tampoco fue admitido. Finalmente su familia lo trasladó al hospital de la Cruz Roja, pero fue demasiado tarde.

El centro de salud contaba, según la ficha informativa enviada por el gobierno del estado, con Rayos X y Ultrasonido; sin embargo la familia de Manuel aún desconoce el motivo por el cuál no pudo ingresar a los hospitales públicos.

Peregrinos hospitalarios

A siete meses de haber iniciado su administración, Rafael Moreno Valle anunciaba en la LXV Reunión Anual de Salud Pública que se había logrado que 3.1 millones de poblanos se afiliaran al Seguro Popular, cifra con la que el mandatario garantizó que en Puebla “la  cobertura universal en Salud” se había logrado.

Para su segundo informe de gobierno, el mandatario volvería a mencionar este logro de su administración, sin embargo, esta cifra representa tan sólo el 53% de los más de 5 millones 779 mil poblanos que habitan la entidad.

A pesar que desde el inicio de su gestión se han invertido más de 600 millones de pesos en 20 proyectos en el sector Salud, como la construcción de siete nuevos hospitales –entre ellos el Hospital General del Norte-, la rehabilitación de cinco más, entre los que se encuentra el Hospital General del Sur o  la modernización de 223 centros médicos, la atención a la que acceden algunos usuarios en la entidad no pasa de la sala de espera de los hospitales.

La señora Teresa* vive en Chipilo, una comunidad de casi 3 mil 500 habitantes perteneciente al municipio de San Gregorio Atzompa, a escasos 20 kilómetros de la capital poblana. Ella tiene cáncer de mama con metástasis en los huesos.

Imagen: http://www.tuinformacion.com.mx
Imagen: tuinformacion.com.mx

La noche del domingo 4 de agosto Teresa intentó recostarse, sin embargo el simple intento de levantar su pierna para ponerla sobre la cama le generó una fractura. A pesar que asiste a sus consultas periódicas en el Hospital General del Sur, la respuesta que obtuvieron sus hijos al comunicarse a este nosocomio para pedir una ambulancia fue negativa:  les dijeron que no era una emergencia y que por ende no brindarían el servicio.

Tras la respuesta obtenida la familia de Teresa logró, por sus propios medios, contratar los servicios de una ambulancia particular y, acto seguido, la trasladaron al Hospital General del Sur para que fuera atendida.

A la llegada a este hospital la sorpresa de Teresa y su familia fue mayor. No fue admitida, los encargados les dijeron que el hospital aún no estaba funcionando, aún cuando el gobernador de Puebla había reinaugurado el nosocomio tan sólo un par de meses atrás, el pasado 1 de julio.

Ante la urgencia por recibir atención médica por la fractura que había sufrido, la familia de Teresa decidió trasladarla al Hospital General del Norte, donde tampoco fue admitida porque a decir de los encargados del nosocomio no había camas disponibles. De ahí se fueron al Hospital General de Cholula, donde no la rechazaron pero le advirtieron que sería atendida por un médico hasta el martes, y apenas eran las primeras horas del lunes.  Finalmente, a punto de salir el sol, quedó internada en el Hospital Universitario, luego de más de ocho horas sin recibir atención médica, tres hospitales recorridos y la contratación de una ambulancia particular.

Deficiencias en la atención

De acuerdo al primer informe de gobierno de Rafael Moreno Valle, la entidad se ubicó por encima del promedio nacional en número de hospitales por cada 100 mil habitantes (1.2), el documento también señala que existe un 38 por ciento de la población que no es derechohabiente a los servicios de Salud.

Para su segundo informe de gobierno el mandatario destacaría las inversiones para construcción de hospitales y centros de salud, y las remodelaciones que se realizaron en algunos nosocomios. De acuerdo a la información presentada por el mandatario, con estas acciones se había logrado la dignificación del 40 por ciento de la infraestructura de Salud en en la entidad.

A pesar de los cifras dadas a conocer por el mandatario poblano, el Informe Anual 2012 de los Servicios de Salud del Estado de Puebla sostiene que la capacidad de respuesta de la demanda ciudadana aún se encuentra por debajo del promedio a nivel nacional, como en el número de camas por cada mil habitantes (0.6), el número de consultorios (5.1), el número de quirófanos por cada 100 mil habitantes (2.7) o el número de intervenciones quirúrgicas (2.2).

A estas cifras hay que sumar los datos del informe de la Comisión Nacional en Protección Social en Salud (CNPSS), que en 2011 ubicaron a Puebla como el tercer estado del país donde los derechohabientes del Seguro Popular tardan más tiempo en ser atendidos. El informe federal refiere que un médico o enfermera llegó a tardar hasta dos horas y 20 minutos en brindar servicio al derechohabiente.

Una investigación publicada en el mes de febrero, realizada por el periodista Jorge Castillo, da a conocer las carencias que presentan los hospitales públicos en la entidad. En ella revela que existe “un déficit mínimo de mil plazas médicas y de enfermería, según los últimos datos de la sección 25 del Sindicato Nacional de Trabajadores del sector”.

*Los nombres de los involucrados fueron modificados

NO COMMENTS

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.