En 2011 el gobierno estatal intentó adquirir cámaras espías
La Secretaría de Administración lanzó la licitación aunque después la declaró desierta
Por Ernesto Aroche Aguilar @earoche
10 de junio, 2013
Comparte
  • La Secretaría de Administración lanzó la licitación aunque después la declaró desierta argumentando que “los precios ofrecidos por los licitantes rebasaron los precios del mercado”
Ernesto Aroche Aguilar

@earoche

plumasEn agosto de 2011, a unos meses de iniciada la administración de Rafael Moreno Valle, el gobierno del estado intentó comprar “cámaras espías” insertadas en plumas, lentes para el sol, auriculares bluetooth y llaveros, a través de la Secretaría de Administración, encabezada en ese entonces por José Cabalán Macari. A decir de la propia dependencia, la compra no se concretó porque el precio al que se ofrecieron las cámaras espías rebasaban los precios de mercado.

Y aunque se solicitó a la dependencia que diera a conocer las razones técnicas que justificaran la intención de comprar dichos aparatos, esta información no fue proporcionada, como respuesta se remitió a este solicitante a la convocatoria en donde no se especifica por qué querían adquirirlas.

No es la primera vez que el tema de la vigilancia y el espionaje toca al gobierno de Rafael Moreno Valle, el 12 de septiembre de 2011, el reportero Iván Tirzo daba a conocer en su columna “Golpe Bajo” publicada en El Sol de Puebla, que desde abril de ese año habría llegado a Puebla un radar fabricado en Israel destinado a la escucha y monitoreo de conversaciones.

“Es un artefacto de alta tecnología, del tamaño de una mesa de centro de su sala, que interviene todas las llamadas telefónicas, de celular y de nextel que se hacen no solo en la ciudad de Puebla y zona metropolitana”, explicaba el reportero en la publicación que hoy ya desapareció de la versión electrónica de dicho diario.

También señalaba que “reforzar el tema de seguridad sería el objetivo principal de la adquisición de ese aparato. Pero ya de paso, quienes lo manejan, lo ocupan para escuchar si hablan del gobernador, de funcionarios o de políticos.”

Un año después, el semanario Proceso daba a conocer en un reportaje firmado por el reportero Álvaro Delgado que el director del portal de noticias e-consulta, Rodolfo Ruiz, había presentado una denuncia, que quedó asentada en la averiguación previa 051/FEADLE/2012, señalando haber sido víctima de espionaje a cargo de dos mujeres “que resultaron ser espías del gobierno”.

Cámaras ocultas

En agosto de 2011 la dirección general de adquisiciones de la Secretaría de Administración lanzó la licitación pública nacional GESAL-028/2011 referente a la adquisición de “Equipo de Cómputo (Consolidado)”. Un paquete de 52 partidas solicitadas por cuatro secretarías –Administración; Competitividad, Trabajo y Desarrollo Económico; Finanzas y Turismo–, el Consejo Estatal de Población y el Instituto de Catastro.

ImageEntre esas 52 partidas se incluyeron cuatro, pedidas específicamente por el titular de la Dirección de Recursos Materiales y Servicios Generales de la Secretaría de Administración en donde se puso a concurso la compra de 6 cámaras de video ocultas dentro de diversos artefactos de uso cotidiano, llaveros, auriculares para manos libres, lentes de sol y lapiceros, todos con una capacidad de grabación mínima de 4 horas y compatibles con el sistema operativo Windows.

Productos que pueden ser adquiridos en sitios web como spyfactory, el espía.es, o camarasespias.mx  y cuyos costos fluctúan los mil pesos por unidad.

De acuerdo con la dependencia –en respuesta a la solicitud 111013–  los productos no llegaron a adquirirse, en el caso de las cámaras en auricular bluetooth porque no hubo quién ofreciera el producto, y en el resto de los casos “los precios ofrecidos por los licitantes rebasaron los precios del mercado”, declarándose desierta la licitación en esos rubros específicos.

La dependencia también aseguró a una nueva solicitud –folio 154013—  que tras declarar desierta la licitación ya no hubo un nuevo intento por adquirir los productos.

Lo que la dependencia no ha aclarado es cuáles fueron las razones técnicas que justificaron que la licitación se lanzara.

 

Base GESAL 028 2011 Equipo de Computo by Ernesto Aroche Aguilar

Comparte
Ernesto Aroche Aguilar