Para la libertad
Para la libertad, sangro, lucho, pervivo. Así de complicado es, en nuestros días, en nuestra tierra, en nuestro estado de ideas, gozar del derecho humano fundamental.
Por Lado B @ladobemx
11 de diciembre, 2011
Comparte

Hugo León Zenteno*

A Mely, Ernesto y todo el equipo de Lado B

Para la libertad, sangro, lucho, pervivo. Así de complicado es, en nuestros días, en nuestra tierra, en nuestro estado de ideas, gozar del derecho humano fundamental. Tantas veces hay que rasguñarlo, arrebatarlo, amurallarlo, y tantas otras, claro, sacrificarlo. Para la libertad, mis ojos y mis manos, como un árbol carnal, generoso y cautivo, doy a los cirujanos.

Para la libertad, siento más corazones que arenas en mi pecho: los latidos de nuestros congéneres que también buscan que cesen las afrentas, las inquinas, los autoritarismos, los arrebatos. Anhelo permanente por que el trabajo honesto siga siendo viable y el quehacer responsable siga siendo apreciado.

Para la libertad, específicamente la de expresión, es menester que no exista ninguna sospecha que vincule a un burdo atropello con un avieso intento de censura. Porque la palabra que no es vacía es siempre atendible, aunque no sea compartida, en tanto genera discusión, opinión y pensamiento. Porque donde unas cuencas vacías amanezcan, ella pondrá dos piedras de futura mirada y hará que nuevos brazos y nuevas piernas crezcan en la carne talada.

Para la libertad, también la de conciencia, es necesario saber leer entre líneas, ser capaz de reconocer la intencionalidad de los mensajes que recibimos cotidianamente y asumir de ellos sólo lo que verdaderamente nos concierna o nos construya como mejores personas. La libertad de mirar y escuchar implica también la sensatez de hacerlo con criterio.

Para la libertad, una vez más, entendida como el cimiento elemental de nuestro devenir, la perseverancia, el aplomo y la entereza son condiciones y a la vez consecuencias; entrelazarlas nos permite caminar erguidos y con la mirada diáfana. Así …retoñarán aladas de savia sin otoño, reliquias de mi cuerpo que pierdo en cada herida. Porque soy como el árbol talado, que retoño: aún tengo la vida.

*Académico en las áreas de Periodismo y Comunicación. Actualmente es profesor en la Escuela de Periodismo de la UPAEP y en la Universidad de las Américas Puebla. Sus áreas de interés profesional son: recepción crítica de medios, hipermedios y noticias; análisis del mensaje periodístico en diarios nacionales e internacionales; ciberperiodismo; análisis y consultoría sobre arquitectura de información, usabilidad y calidad semántica en websites. Vive en la ciudad de Puebla; gusta del arte, el beisbol, el chocolate y la lluvia.

Columnas Anteriores

[display-posts category=»interlectura» posts_per_page=»-1″ include_date=»true» order=»ASC» orderby=»date»]

Comparte
Lado B
Información, noticias, investigación y profundidad, acá no somos columnistas, somos periodistas. Contamos la otra parte de la historia. Contáctanos : info@ladobe.com.mx