Asesinato de Meztli, el último golpe contra la familia Sarabia

Asesinato de Meztli, el último golpe contra la familia Sarabia

Las autoridades estatales nunca dieron medidas de protección a Meztli, como lo pidieron varias organizaciones de derechos humanos, después de que el 5 de abril de 2016 fuera golpeada y amenazada de muerte

Foto tomada de facebook.com/UPVA-28-De-Octubre
Samantha Páez

@samantras

Un día de abril Meztli Sarabia llegó poco después de las seis y media de la noche a la casa de su padre, Rubén Sarabia, alias Simitrio, en la unidad habitacional Villa Frontera. Llevaba puestos unos mallones negros, blusa azul oscura y unas botas negras de tacón. Su pelo lacio y negro caía sobre su espalda.

Después de saludar, se acercó a Simitrio para darle un beso y luego se sentó a su lado izquierdo. Meztli y Simitrio entrelazaron los dedos de las manos mientras ella apoyaba su cabeza en el hombro de él, parecían dos enamorados. Así permanecieron más de una hora.

La violencia en el mercado ya se anticipaba, el día anterior del asesinato de Meztli hubo una balacera en el mercado Unión, en la parte posterior del mercado Hidalgo, donde un comerciante resultó herido

Simitrio dijo en tono bromista mientras veía a Meztli a los ojos que su hija lo había cuidado todas las noches mientras estuvo en el hospital, y cuando lo trasladaron a su casa para el arraigo domiciliario Meztli le dijo a su esposa, Rita Amador, “aquí está tu chingadera”. Rieron tomados de ambas manos, como si estuvieran a punto de hacerse una promesa.

Dejan mensaje con asesinato de Meztli

El jueves pasado (29 de junio) cuatro hombres irrumpieron en las oficinas de la  Unión Popular de Vendedores Ambulantes (UPVA) 28 de Octubre, en el mercado Hidalgo y obligaron a los integrantes de la organización a ponerse boca abajo en el piso. Le preguntaron a Meztli si era la hija de Simitrio, cuando ella respondió que sí le dijeron que tenían un mensaje para su padre: “Ya bájale, porque te estás pasando de huevos”.

Luego le dispararon a Meztli en la cabeza y el estómago, ella murió minutos después.

Un día antes la 28 de Octubre, fundada por Simitrio en los años setenta, invitó a la audiencia de Xihuel Sarabia, también hijo de Simitrio y preso desde el 9 de diciembre de 2015, en el penal de San Miguel. La cita era el jueves 29 de junio a las nueve de la mañana, Tonatiuh el hermano de Meztli y buena parte de la organización estaban allí cuando la mataron.

La violencia en el mercado ya se anticipaba, el día anterior del asesinato de Meztli hubo una balacera en el mercado Unión, en la parte posterior del mercado Hidalgo, donde un comerciante resultó herido.

No vinculan amenazas previas

Las autoridades estatales nunca dieron medidas de protección a Meztli, como lo pidieron varias organizaciones de derechos humanos, después de que el 5 de abril de 2016 fuera golpeada y amenazada de muerte.

En esa ocasión Meztli salió después de las diez de la noche del mercado Hidalgo, uno de sus compañeros la llevaba a su casa cuando al bajarse a la tienda dos supuestos ministeriales abrieron las puertas. A Meztli le pusieron una pistola en la cabeza y a su compañero lo hicieron pasarse al asiento trasero del vehículo.

Los presuntos agentes los estuvieron llevando por varias partes de la ciudad, mientras los amenazaban de muerte y golpeaban. Al final los dejaron ir aunque se robaron sus carteras y teléfonos.

A pesar de las amenazas previas a Meztli, la principal línea de investigación que abrió la Fiscalía General de Justicia (FGJ) tras su asesinato es un ajuste de cuentas por los delitos de extorsión y narcomenudeo, según informó en una rueda de prensa y en el boletín de prensa 441 de la dependencia.

La 28 de Octubre denunció que se trata de un crimen de estado, pues en la escena del crimen encontraron la credencial de un elemento de la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena), y detectaron a dos integrantes del ejército durante la marcha para exigir justicia por Meztli y durante su funeral.

Ante esta situación la ONU México, la Unión Europea y la Iniciativa Mesoamericana de Mujeres Defensoras de Derechos Humanos exigieron una investigación expedita y transparente del asesinato de Meztli Sarabia, a quien consideran una defensora de los derechos humanos y del trabajo.

28 de Octubre, entre claroscuros

El homicidio de Meztli es el último y más profundo de los golpes que ha recibido la familia Sarabia y la 28 de Octubre.

La Unión Popular de Vendedores Ambulantes, desde su fundación en 1973, dice defender los derechos de los trabajadores informales y coordinarse con movimientos de docentes, campesinos, trabajadores y defensores de derechos humanos para emprender las sociales, ya sea para exigir la aparición con vida de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, Guerrero, desaparecidos o contra el parque en las inmediaciones de la pirámide de Cholula.

Imagen tomada de facebook.com/UPVA-28-De-Octubre

Sin embargo algunos de los integrantes de la 28 de Octubre se salieron porque dicen que ya perdió el rumbo, que ya no es lo mismo que décadas atrás.

La influencia de la organización llega a la mayoría de mercados municipales, a tianguis temporales, calles del centro histórico y cruceros de la ciudad de Puebla.

Hasta hace cuatro años la organización movilizaba a 10 mil personas en una marcha, ya fuera en contra de alguna mina en la Sierra poblana o para exigir más espacios para los vendedores ambulantes.

Simitrio aseguró después de la muerte de Meztli que desde 2014 hay un intento por por parte del gobierno estatal de desaparecer a la UPVA 28 de Octubre, primero sacándolos a la fuerza de sus puntos de venta, luego encarcelando a sus dirigentes y ofreciendo permisos para quienes se desafilien de la organización.

Por su parte el gobierno estatal ha acusado a los integrantes de la 28 de Octubre de narcomenudeo, Xihuel y Rubén están en la cárcel por ese motivo. El mismo Simitrio reconoció que algunos de los afiliados se dedican a “negocios chuecos” y es bien sabido que hay partes del mercado Hidalgo donde se vende mercancía robada.

Persecución contra la familia Sarabia

Si bien la persecución es generalizada contra toda la 28 de Octubre, hay mayor saña contra la familia Sarabia, no hay integrante que no haya sufrido alguna amenaza, golpes, detención y ahora hasta el homicidio.

Simitrio ha estado preso en tres ocasiones después de fundar la UPVA 28 de Octubre, la primera en 1977 y la segunda en 1989. Actualmente está en arraigo domiciliario a pesar de que el 12 de junio la justicia federal concedió un amparo contra el auto de formal prisión dictado dentro del proceso 9/2017 del Juzgado Primero de lo Penal de Puebla.

Poco después de la reaprehensión de Simitrio, en diciembre de 2014, su hijo Rubén Sarabia fue detenido durante una manifestación en la ciudad de México, en la cual exigía la liberación de su padre. Tonatiuh Sarabia fue golpeado en esa ocasión.

Un año más tarde otro de los hijos de Simitrio, Xihuel Sarabia, fue arrestado por el presunto delito del narcomenudeo y luego trasladado al penal de mediana seguridad en el municipio de Tepexi de Rodríguez.

Mientras que Rita Amador, esposa de Simitrio, y Julia Gálvez, esposa de Rubén, han recibido múltiples amenazas de muerte vía telefónica.

Sin embargo el asesinato de Meztli, que el Observatorio de Derechos Sexuales y Reproductivos (Odesyr) considera feminicidio, es la tragedia más grande de la familia Sarabia.

Durante los servicios fúnebres de Meztli Sarabia, a los cuales asistieron su padre y sus hermanos gracias a un permiso del gobierno estatal, Simitrio dijo que Meztli no será olvidada y que la 28 de Octubre no se detendrá hasta que haya justicia. Luego abrazó el ataúd cubierto con la bandera roja de la UPVA donde estaban los restos de su hija.

Pocos minutos después del entierro de Meztli, Rita Amador publicó el siguiente texto:

Ella no se fue, nos fue arrebatada, hoy sólo hay silencio en donde estuvo su risa, ya no se escuchan sus pasos pero dejó marcado su camino… Ella parió vida, lucha y ejemplo. Hoy nos queda sólo su recuerdo. Adiós, adiós…

 

NO COMMENTS

Leave a Reply