BUAP trata espalda bífida con baba de caracol

BUAP trata espalda bífida con baba de caracol

La espalda bífida es la principal causa de discapacidad en México y su incidencia es de uno por cada mil embarazos: Puebla es el estado con más casos en el país

Foto: Marlene Martínez.

Samantha Páez

La BUAP desarrolló un tratamiento a base de baba de caracol para la espalda bífida, mal congénito donde la médula ósea queda expuesta y cualquier infección puede ser mortal.

Desde hace dos años Elena Rodríguez Palacios, estudiante licenciatura de la facultad de Ciencias Químicas, empezó a estudiar los beneficios regenerativos de la baba del caracol terrestre, primero con fines cosméticos y luego medicinales.

Con la asesoría del doctor José Albino Moreno Rodríguez, especialista en nanomateriales (materiales muy pequeños, poco más grandes que un átomo), Elena mezcló la baba de caracol con óxido de cinc para potenciar sus capacidades curativas.

El tratamiento con baba de caracol permitiría una cicatrización más rápida y evitaría infecciones que pongan en riesgo la vida de los bebés o de las personas con espalda bífida

La baba de caracol elimina las células muertas de las capas superficiales de la piel y promueve la sustitución por células nuevas, al mismo tiempo sus antibióticos naturales combaten bacterias y protegen de posibles infecciones.

Mientras que el óxido de cinc permite encapsular la sustancia activa de la baba de caracol, gracias a que es un material poroso, y también es cicatrizante.

Puebla, encabeza casos de espalda bífida

La espalda bífida es el resultado de que la columna vertebral no se desarrolle normalmente en las primeras semanas del embarazo, de tal forma que la médula ósea queda expuesta de forma total o parcial.

Esta situación genera parálisis de los miembros inferiores o problemas funcionales del intestino y la vejiga.

De acuerdo con la Unidad de Investigación en Neurodesarrollo del Instituto de Neurobiología de la UNAM Campus Juriquilla, la Fundación Kristen y el Hospital de Especialidades del Niño y la Mujer de Querétaro doctor Felipe Núñez Lara, la espalda bífida es la principal causa de discapacidad en México y su incidencia es de uno por cada mil embarazos.

Un estudio de 2008 del Instituto Nacional de Pediatría reveló que Puebla es el estado con más casos, después siguen Estado de México, Veracruz, Jalisco, Guerrero y Nuevo León.

Los y las bebés que nacen con espalda bífida tienen la médula espinal expuesta, por eso es importante que cicatrice bien, ya que una infección sería mortal. Aún después de una operación la herida puede no cerrar del todo, pues la espalda está en constantemente contacto con los respaldos de las sillas o la cama al dormir.

El tratamiento con baba de caracol permitiría una cicatrización más rápida y evitaría infecciones que pongan en riesgo la vida de los bebés o de las personas con espalda bífida.

Caracoles curativos

Pero ¿cómo es el proceso? Elena contó que se trata de “estresar” a los caracoles, debido a que la baba que sirve es sólo la que segregan para protegerse.

—Si tú dañas a un caracol él en horas regenera su caparazón, precisamente por el ácido glucólico que ayuda a la regeneración, entonces tienes que estresarlos para que saquen esa sustancia.

La patente ayudará también a las personas con úlceras vasculares producidas por la diabetes o con cualquier infección en la piel

Elena estresa a los caracoles metiéndolos en agua con sal y los bate por un minuto de forma muy lenta para no dañarlos. Luego separa la sustancia activa y con un microscopio electrónico la mezcla con el óxido de cinc.

Pero el estrés no dura tanto, por eso Elena los alimenta con lechuga, sábila y brócoli, alimentos que también hacen que generen más mucosa o baba, los tiene en una pecera con tierra y los saca en la noche esta temporada que llueve mucho.

Gracias a los caracoles y su baba los investigadores de la BUAP solicitaron la patente para la fórmula de cicatrización, que no sólo ayudará a las personas con espalda bífida sino también a las personas con úlceras vasculares producidas por la diabetes o con cualquier infección en la piel.

Con la patente, además de proteger la investigación, Elena y el doctor Albino pueden  ayudar de forma masiva a las personas que necesiten cicatrizar rápido y que sus células se regeneren y comercializar el tratamiento.

NO COMMENTS

Leave a Reply