Aumento en salario no tiene impacto real por “gasolinazo”

Aumento en salario no tiene impacto real por “gasolinazo”

Un análisis de Ibero Puebla, el CIDE y la Ohio University concluye que con todo y el incremento, sólo el gobierno ha mejorado sus ingresos

Foto: Tomada de Animal Político.
Aranzazú Ayala Martínez

@aranhera

El 2017 empezó con la bomba del aumento de precios en los combustibles, que desató descontento social y protestas. De manera paralela la Comisión Nacional de Salarios Mínimos (Conasami) aprobó el incremento del salario mínimo general de $70.04 a $80.04 pesos diarios, que generó a su vez un aumento de 3.9% en sueldos.

Sin embargo el incremento al salario fue prácticamente imperceptible debido al “gasolinazo”, eso concluyeron María Eugenia Ibarrarán, de la Ibero Puebla; Alejandra Elizondo, del Centro de Investigación y Docencia Económica (CIDE) y Roy Boyd, de la Ohio University, quienes realizaron un análisis en conjunto al respecto, tomando en cuenta la inflación y el Producto Interno Bruto (PIB).

Lo que encontraron al analizar el precio del combustible, los ingresos y el PIB, es que todos los sectores de la sociedad –en cuanto a niveles de ingresos– resultan perjudicados, y el único que sale beneficiado y tiene un incremento porcentual en sus ingresos es el gobierno.

En el trabajo titulado “Impacto económico del aumento en salarios de precios de combustibles”, el equipo de investigadores tomó en cuenta los aumentos a la gasolina, diésel y salarios, separados y en conjunto.

También dividieron los grupos de sectores económicos según sus ingresos: el agente 1 representa el 20% de la población de menores ingresos; el agente 2 el 30% que integra el siguiente grupo; el agente 3 al 30% del sector de la población con ingresos medios-altos y el agente 4 al 20% que tiene mayores ingresos. El estudio consideró también al gobierno como un receptor de estos cambios.

El primer análisis que se hizo tomó en cuenta sólo el ingreso laboral. Si bien el aumento salarial fue de 3.9%, la inflación fue de 3.4%, por lo que el aumento real en los ingresos apenas llegó a 0.4%. Tomando en cuenta estos factores, ninguno de los 4 agentes y el gobierno tuvieron un aumento del ingreso de más del 0.03%.

Al tomar en cuenta las variables del ingreso laboral y el precio de combustibles en conjunto, el resultado es que el gobierno tiene un incremento de casi 4% en relación a su salario base. Todos los demás grupos decaen y el bienestar total en este escenario tuvo una evolución negativa, aunque mucho menor, apenas rebasando el 0.01%. El único beneficiado con estos cambios es el propio gobierno.

El equipo de investigación encontró que el aumento en los ingresos laborales de los agentes 3 y 4 tuvo una evolución más negativa, pues estos grupos son generalmente quienes pagan los salarios a los agentes 1 y 2.

El análisis también verificó qué podría pasar en cuanto a la producción y al ahorro, que es potencial inversión. Los costos de producción se elevaron, pero las ganancias de los inversionistas disminuyeron, junto con su ahorro. Al considerar el incremento al salario, el PIB se redujo 0.1% y el ahorro 0.2%.

En cuanto al aumento al precio de combustibles el PIB bajó 0.45% y el ahorro aún más, llegando hasta 0.69%. Con el incremento de la gasolina tanto el PIB como el ahorro tuvieron una disminución cercana a 1 punto porcentual.

Al combinar ambas variables las cifras empeoran, pues el PIB disminuye hasta 0.56% y el ahorro tuvo un crecimiento negativo de -1%.

La conclusión de los investigadores es que el aumento de precios de combustible ha beneficiado solamente al gobierno, principalmente en cuanto a la recaudación. Con la alta inflación, el incremento al salario mínimo fue prácticamente imperceptible debido al “gasolinazo”: ni el aumento al sueldo base pudo mitigar el impacto negativo del aumento de precios de combustibles.

Como nota final, el estudio sugiere que más aumentos de sueldo no tendrían un impacto real en la capacidad adquisitiva, y que lo ideal sería que el plan de la liberación de precios de los combustibles se diera a conocer para dar más herramientas a la población para planear sus movimientos económicos.

“Impacto económico del aumento en salarios de precios de combustibles” by Lado B on Scribd

Periodista en constante formación, interesada en cobertura de Derechos Humanos y movimientos sociales. Reportera de día, raver de noche. Segundo lugar en categoría Crónica. Premio Cuauhtémoc Moctezuma al Periodismo Puebla 2014. Tercer lugar en el concurso “Género y Justicia” de SCJN, ONU Mujeres y Periodistas de a Pie. Octubre 2014

NO COMMENTS

Leave a Reply